Cirjesa El Circuito de Jerez cerró 2020 con más de 1,3 millones de euros en pérdidas

  • El gobierno lo atribuye a la caída de los ingresos por el alquiler de las pistas por la pandemia del coronavirus

  • El consejo de administración abordará el viernes un nuevo plan de viabilidad, el segundo en apenas unos meses

La alcaldesa y la delegada de Economía, junto al gerente de Cirjesa, durante una visita al trazado el pasado verano. La alcaldesa y la delegada de Economía, junto al gerente de Cirjesa, durante una visita al trazado el pasado verano.

La alcaldesa y la delegada de Economía, junto al gerente de Cirjesa, durante una visita al trazado el pasado verano.

El Circuito de Jerez cerró el pasado año con más de 1,3 millones de euros de pérdidas. Los números rojos han venido motivados, según lo explicado en la noche de este miércoles por el ejecutivo, por la falta de actividad que ha tenido el trazado debido a la pandemia del coronavirus. Ya en julio, el gobierno municipal adelantó que las instalaciones iban a cerrar el pasado ejercicio con pérdidas. Sin embargo, en aquel momento estimó un negativo de algo más de 500.000 euros, una previsión que finalmente casi se ha triplicado.

El ejecutivo ha convocado un consejo de administración de Cirjesa que se celebrará este viernes donde presentará un plan de viabilidad que en la tarde de este miércoles se presentó verbalmente a algunos consejeros y que ya de noche se envió la documentación a todo el consejo de administración de la mercantil pública.

Estas serán las mayores pérdidas con las que cierre el trazado desde 2015, que acabó con un negativo de más de 2, 1 millones. El ejecutivo justifica las pérdidas del pasado año en la caída de los ingresos por el alquiler de la pista. Según los datos aportados, los importes ingresados han pasado de los 2,8 millones de euros en 2019 a poco más de 1,3 millones en el pasado ejercicio.

Ante este desequilibrio, el gobierno ha tenido que elaborar un nuevo plan de viabilidad económica que tendrá vigencia hasta 2023. No obstante, este es el segundo plan de viabilidad que ha aprobado en los últimos meses. El anterior fue el que se remitió al Juzgado de lo Mercantil tras el verano para solicitar una moratoria en el convenio que le permitió salir a la sociedad del concurso de acreedores en 2014. Esta medida le permitirá retrasar el pago de parte de la deuda histórica que le supone anualmente unos 300.000 euros aproximadamente.

En el nuevo plan de reequilibrio financiero, según los datos apuntados por el gobierno municipal en un comunicado, se plantea un incremento de los precios del alquiler de la pista (el ejecutivo habló de una "actualización" de tarifas, aunque no especificó la cuantía en el comunicado enviado a los medios de comunicación).

Plantea, además, un aumento de los espacios vips para que puedan ser comercializados una vez se permita la vuelta de público a las competiciones deportivas y se anuncia que se trabajará en el “refuerzo de captación” de patrocinios de los eventos que acoja el trazado. En cuanto a las entradas para el público, se apunta que no se incrementarán los precios, pero sí se quieren intensificar las campañas para aumentar la afluencia y, por ende, la recaudación.

Ahora bien, el ejecutivo volverá a reclamar a la Junta de Andalucía un “mayor apoyo financiero” teniendo en cuenta que es socia del trazado -tiene un 31,8% del capital a través de la empresa Soprea (Sociedad para la Promoción y Reconversión Económica de Andalucía, dependiente de la Consejería de Transformación Económica e Industria-, una medida ya incluida en el anterior plan de viabilidad. A día de hoy, el organismo autonómico asume buena parte del canon del Gran Premio de Motociclismo, aunque este importe no lo realiza la sociedad que tiene capital en el trazado, sino que sale de las cuentas de la Consejería de Turismo.

Mientras, en el capítulo de gastos, el Circuito pedirá una moratoria del pago de los impuestos municipales. Según las fuentes consultadas, esto permitirá que la sociedad pueda ingresar la totalidad de los 1,5 millones de euros anuales que le transfiere anualmente el Ayuntamiento (hasta ahora, el Consistorio se quedaba con medio millón para el cobro de los tributos).

Incluso, se incluye en el plan de viabilidad el viejo proyecto de dotar al Circuito de generadores de energías renovables para que el trazado pueda autoabastecerse aunque este es un proyecto a medio plazo puesto que requerirá de modificaciones urbanísticas de los terrenos anexos al trazado.

Cirjesa tiene que volver a aprobar las cuentas de 2019

No obstante, en el consejo de administración de Cirjesa tendrán que abordarse otros dos aspectos no apuntados en el comunicado del ejecutivo. Así por un lado se tendrán que volver a reformular las cuentas de 2019, que arrojaron un positivo de 209.000 euros, y tendrán que tomar posesión los nuevos consejeros que eligió el PSOE tras arrebatarle representantes a Partido Popular y Ciudadanos. Así, deberán volver a tomar posesión Cornelio Vela, Félix Moreno y Antonio Rosado.

Esto se debe a que la junta general de la sociedad celebrada en el verano donde tomaron posesión los nuevos consejeros ha quedado invalidada por un defecto de forma en su convocatoria. Así, no se cumplió con el plazo de 30 días que establece la Ley de Sociedades para convocar el encuentro ni tampoco la publicidad que debía darse.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios