Tribunales

La ex teniente de alcaldesa Carmen Martínez disfruta ya de horas de libertad

  • Ingresó en Puerto 3 el pasado 2 de febrero tras la denegación del indulto y ahora acude a dormir al CIS de Jerez

  • Su entorno y su abogado rehusan aclarar su situación penitenciaria

Carmen Martínez, en los pasillos de la sede de la Audiencia Provincial en Jerez, a su llegada a las sesiones del juicio del caso PTA. Carmen Martínez, en los pasillos de la sede de la Audiencia Provincial en Jerez, a su llegada a las sesiones del juicio del caso PTA.

Carmen Martínez, en los pasillos de la sede de la Audiencia Provincial en Jerez, a su llegada a las sesiones del juicio del caso PTA. / PASCUAL

Comentarios 2

La ex teniente de alcaldesa socialista Carmen Martínez, condenada a dos años y seis meses de prisión por el conocido como 'caso PTA', puede disfrutar ya de varias horas de libertad durante el día, aunque debe acudir a dormir al Centro de Inserción Social (CIS) de Jerez, destinado al cumplimiento tanto de las penas privativas de libertad en régimen abierto, como al seguimiento de cuantas penas no privativas de libertad se establezcan en la legislación penal.

Hay que recordar que a este centro acude también a dormir el ex alcalde Pedro Pacheco, desde que a finales de abril del pasado año obtuvo el tercer grado penitenciario, un beneficio que se le concedió después de tres años y medio cumpliendo condena y que le permite disfrutar de un régimen de semilibertad.

No obstante ni el entorno ni la familia de la ex edil han querido aclarar cuál es actualmente su situación penitenciaria y en qué condiciones puede abandonar el CIS. También su abogado, Luciano García, ha rehusado explicar los motivos de este cambio en su situación, que se produce a menos de cuatro meses de su entrada en la cárcel.

Martínez ingresó en prisión, en concreto en Puerto 3, el pasado 2 de febrero, después de que el Consejo de Ministros denegase el indulto que había solicitado. La que fue en su día teniente de alcaldesa y delegada de Medio Rural con Pilar Sánchez al frente del gobierno local fue condenada en 2015 por falsedad de documento oficial y prevaricación, así como por cooperación necesaria en malversación de caudales públicos por su participación en las decisiones que llevaron a conceder a una empresa sevillana una bonificación económica en el precio de una parcela en el Parque Tecnológico Agroalimentario (PTA), por una cuantía a la que no tenía derecho porque no reunía los requisitos.  Este mismo caso le costó a la ex alcaldesa Pilar Sánchez una condena de cuatro años y medio de prisión, que ya ha cumplido.

Pocos meses después de la celebración del juicio en la Audiencia Provincial, el Supremo ratificó en diciembre de 2015 la condena tanto de Sánchez como de Martínez. La ex edil socialista solicitó el indulto al Gobierno, argumentando los graves problemas de salud que padecía, pero en diciembre de 2018, el Consejo de Ministros lo denegó.

No obstante, hay que mencionar que la ex delegada de Medio Rural contó con un importante apoyo a la hora de solicitar su indulto: una plataforma ciudadana llegó a recoger 5.250 firmas pidiendo clemencia al ministro de Justicia "para una persona a la que se le puede culpar de no conocer la administración y sus procedimientos, pero en ningún caso de haber actuado consciente y dolosamente en su propio favor o en el de terceros".

El propio Ayuntamiento informó positivamente para la concesión del indulto, alegando que había hecho frente a la responsabilidad civil que le correspondía y también por su grave enfermedad. Pero fue la Fiscalía la que se opuso al entender que la pena era proporcionada y que un indulto podría trasladar un mensaje negativo a la sociedad, ya que ésta podría considerar "que es posible delinquir prevaleciéndose de un cargo público".

Pocos días antes de su ingreso en prisión Carmen Martínez no ocultaba el duro golpe que suponía la denegación del indulto y mostraba su predisposición a mantenerse activa mientras estuviese en la cárcel.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios