San Fernando Los trabajadores del comedor de Camposoto retoman las protestas a las puertas del acuartelamiento

  • La plantilla reanuda las concentraciones al conocer que se ha recurrido a otra empresa para asumir parte de sus funciones

  • Actualmente hay casi un millar aspirantes formándose en estas instalaciones 

Una imagen de la protesta.

Las protestas han vuelto a las puertas del acuartelamiento de Camposoto. La veintena de trabajadores del servicio de comedor de estas instalaciones del Ejército de Tierra retomó a primera hora de la mañana de ayer sus concentraciones en el acceso a este centro docente militar, donde actualmente se forma casi un millar de aspirantes a soldado profesional.

La plantilla ha vuelto a denunciar la situación a la que se han visto abocados por los problemas económicos de la empresa Dulcinea Nutrición SL, a la que Defensa adjudicó el contrato para el servicio de catering. Su situación apenas ha variado en los últimos dos meses, cuando Defensa –a principios de octubre– impidió que entrara en vigor la prórroga del contrato dados los problemas de liquidez que arrastraba la firma, algo que afectaba también a otros cuarteles e instalaciones castrenses tanto de Cádiz como de otras provincias.

Eso dejaba al personal sin poder acceder al centro para trabajar, pero también sin cobrar a la espera de ser subrogados por una nueva empresa una vez se formalizaran los farragosos trámites administrativos para que Defensa concluyera su la relación con Dulcinea y adjudicara un nuevo contrato. Y en esa tesitura se han visto desde entonces.

El personal fijo de la plantilla, que en San Fernando integran en total 17 personas, está sin cobrar desde el pasado mes de agosto, como denunciaron ayer al insistir en lo insostenible de su situación.

Su incertidumbre, no obstante, ha ido a mayores al conocer que ahora, con la llegada al acuartelamiento isleño de una nueva remesa de casi un millar de aspirantes, se ha recurrido a trabajadores de otra empresa –OHL– para hacer buena parte del trabajo que tenían a su cargo. Es la denuncia que realizaron ayer. "Salvo cocinar y servir la comida, que es algo que Defensa ha resuelto por sus propios medios, hemos podido saber que trabajadores de esta empresa se encargan de montar, desmontar y limpiar el comedor", advierten los afectados. 

"Pensábamos que Defensa se había hecho cargo de todo mientras no se resolvía la situación, pero ahora hemos comprobado que no es así y que hay trabajadores de otra empresa que están asumiendo una parte de las funciones que teníamos encomendadas", lamentan. Y eso, evidentemente, deja en una crítica situación a estos 17 trabajadores que estaban a la espera de ser subrogados.

Esta otra empresa, denuncian, trabaja ya en el acuartelamiento de Camposoto, donde tienen a su cargo las tareas de limpieza y mantenimiento. Sin embargo, hasta ahora no entraban en el comedor. "Nosotros asumíamos todo el proceso completo: hacer la comida, servirla, montar y desmontar el comedor y limpiar las instalaciones", exponen los trabajadores.

La semana pasada, junto a los compañeros que trabajan en los acuartelamientos de Algeciras, que también se han visto en la misma situación, asistieron al pleno de la Diputación, donde se trató su situación laboral.

También ha pasado por el pleno del Ayuntamiento de San Fernando y formaciones políticas como AxSí o Podemos se han solidarizado con la precaria situación de estos trabajadores y han exigido soluciones a Defensa. Por su parte, la alcaldesa, Patricia Cavada, se reunió con ellos y se comprometió a mediar para agilizar la solución a este conflicto laboral.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios