Cultura

Premio a Ismael Jordi en Oviedo

  • El tenor jerezano recibió el viernes el galardón al mejor cantante de zarzuela correspondiente a la cuarta edición de los Premios Líricos Teatro Campoamor por su interpretación en la zarzuela 'La Generala'

El tenor jerezano Ismael Jordi recibió en la noche del pasado viernes el premio al mejor cantante de zarzuela correspondiente a la cuarta edición de los Premios Líricos Teatro Campoamor de Oviedo. El galardón, consistente en la estatuilla La gitana de París, obra de Sebastián Miranda, y la cantidad de 12.000 euros, fue conseguido por el cantante jerezano por su interpretación del Príncipe Pío en La Generala de Amadeo Vives en el Teatro de la Zarzuela de Madrid y por su Fernando en Doña Francisquita, del mismo compositor, representada en el Teatro Villamarta de Jerez.

Los Premios Líricos Teatro Campoamor, considerados como los Premios Goya de la Ópera, premian a los mejores intérpretes y las mejores producciones líricas representadas en España en el año anterior y son otorgados por un jurado integrado por los nombres más señalados de la crítica musical española. En esta ocasión, junto a Ismael Jordi, fueron galardonados nombres del prestigio de Marcelo Álvarez (mejor intérprete masculino), Adrianne Pieczonka (mejor intérprete femenina), Krisztof Warlikowski (mejor director de escena), Jiri Belohlavek (mejor director musical), Maite Alberola (mejor cantante revelación) y Christa Ludwig (premio a toda una carrera).

La gala, dirigida escénicamente por Marina Bollaín, y en la que intervino la Orquesta Oviedo Filarmonía bajo la dirección de Friedrich Haider, estuvo presentada por la televisiva actriz Esperanza Pedreño (Cañizares en Camera Café) y por el propio Ismael Jordi. Además de actuar con solvencia y buen humor, Jordi, que llegó a Oviedo tras actuar con éxito en Lieja en la ópera Lucrezia Borgia, consiguió los mayores aplausos de la velada con sus interpretaciones de fragmentos de Doña Francisquita y de Lucia di Lammermoor, momento este último que dedicó con emocionado gesto a la memoria de su desaparecido maestro Alfredo Kraus. Se da la circunstancia asimismo de que el tenor jerezano será el encargado de inaugurar la temporada lírica del Teatro Villamarta el día 18 del próximo mes de septiembre con un homenaje precisamente a Alfredo Kraus titulado 'Una furtiva lágrima'.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios