DIARIO DE JEREZ En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Xerez CD

Hazaña y decepción

  • Ríos salva al Recre con números de promoción en la 10/11 y no logra el milagro el año pasado en Cartagena

 Miguel Ángel Rondán, director deportivo del Xerez, buscaba un técnico con experiencia en Segunda División para revertir la situación en la que se encuentra el Deportivo, colista con 22 puntos a falta de 16 jornadas para el final del campeonato. Carlos Ríos ha vivido en Segunda División A dos experiencias totalmente diferentes. 

La de su debut en la categoría le llegó en el Recreativo de Huelva hace dos temporadas y triunfó plenamente, mientras que la segunda se produjo el pasado ejercicio en el Cartagena, donde no pudo reflotar la nave que dejó casi hundida Javi López. El cuadro departamental se fue a Segunda B.

El entrenador sanluqueño llegó al Decano en el verano de 2010 para dirigir al conjunto filial después de su paso también por el filial del Almería, al que ascendió a Segunda B en los despachos tras la desaparición del Atlético Ciudad, pero en pocos meses dio el salto a la primera plantilla. 

En la jornada octava, el Recre sólo había sumado cuatro puntos con Pablo Alfaro y el consejo de administración confió en él para sacar al equipo a flote. El 18 de octubre, después de negarse a ponerle el carnet a Juan Merino, que fue su segundo y el primero en ser elegido para el cargo pero que entonces no tenía el título nacional, cogió las riendas del plantel y en las 34 jornadas que estuvo al frente del Decano sumó 52 puntos, consiguiendo el objetivo de la permanencia de forma más que holgada. El Recreativo concluyó decimosegundo con 56 puntos y durante algunas jornadas incluso rozó y soñó con los puestos de promoción a Primera División.

Ríos debutó en el banquillo albiazul con un empate a cero en Vallecas frente al Rayo Vallecano y encadenó nueve jornadas sin perder. El primer tropiezo le llegó en casa ante el Huesca. Con el Xerez empató los dos partidos a uno, tanto en Chapín, en el que era su tercer partido, como en el Nuevo Colombino en la segunda vuelta.

Su gesta (12 triunfos, 16 empates y 6 derrotas) le sirvió para ganarse la renovación a pulso pero el 22 de junio presentó su dimisión irrevocable por diferencias con la dirección deportiva y por considerar que el plantel estaba siendo desmantelado. A finales de mayo, ya había mostrado que se sentía incómodo con que su renovación le proporcionase una subida en su contrato y a sus jugadores les estuviesen solicitando que se los rebajasen de forma notable.

Tras su renuncia al banquillo del Recreativo, su nombre sonó para varios equipos de Segunda B en verano pero optó por esperar y no entrenó de inicio. Su oportunidad le llegó a finales de diciembre pero no tuvo la misma suerte.

En las 24 jornadas que dirigió al Cartagena las cosas no le fueron tan bien como en el Decano. Sumó 27 puntos (7 triunfos, 6 empates y 11 derrotas) y los blanquinegros terminaron en la 20ª posición con 40 puntos. Aún así, logró más de la mitad de los puntos del equipo en toda la temporada, ya que se hizo cargo de él con 13.

Ríos se estrenó con un triunfo en Cartagonova, superando a Huesca por 2-0 pero luego la suerte le cambió y llegó a perder casi la mitad de sus partidos.

En esta oportunidad, también se midió al Xerez en Cartagena y tampoco perdió. En la jornada 39, su equipo empató a cero ante el de Vicente Moreno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios