Xerez CD

Viqueira sí, Viqueira no

  • El gallego reconoce que existe una cláusula en su contrato por la que renovará si el equipo queda entre los diez primeros pero "siempre que dé mi consentimiento"

A falta de seis jornadas para que finalice la competición, el Xerez sigue enfrascado en un maremagnum que parece no tener fin. Los conflictos entre 'posibles' propietarios, de un lado Joaquín Morales y de otro Energy, han dejado al club a la deriva en algunos aspectos, en especial el tema deportivo, importante para el futuro de la entidad.

Al contrario que la pasada temporada, cuando los administradores concursales renovaron a Emilio Viqueira en el mes de abril, la actual campaña es toda una incógnita en este asunto, pues hasta la celebración de la junta de acreedores fijada en un principio para el 3 de junio no habrá decisión alguna.

Esta situación repercute negativamente en la planificación, cuyos fantasmas del pasado parecían olvidados. Atrás quedó la campaña posterior a Primera cuando el club se plantó en el mes de junio con solamente tres jugadores, Mario Bermejo, Toni y Mendoza.

Por aquel entonces, el gallego montó un equipo competitivo en poco tiempo, pero esta vez, con la sensación de incertidumbre que ofrece la entidad y al no ser un recién ascendido de Primera (plato atractivo para muchos jugadores de la categoría), la realidad es otra. Aún así, Viqueira admite que "hay cosas vistas, lo que pasa es que no podemos hacer nada".

De momento, y a la espera de la citada junta de acreedores, fundamental para la subsistencia del club, el coruñés continúa trabajando de cara al futuro, aunque sabiendo de primera mano que su continuidad se antoja complicada.

De cualquier forma, el exfutbolista podría renovar automáticamente su vinculación con el Deportivo en caso de que el equipo quede entre los diez primeros, como así recoge una cláusula de su contrato, cláusula que sólo tendría valor con el consentimiento del propio director deportivo.A día de hoy, los azulinos están a cuatro puntos de ese décimo puesto, que marca Las Palmas con 49 puntos. "La cláusula está ahí, pero decidiré yo, no voy a estar en un sitio donde no me quieren", apunta.

Por ahora, y a expensas de lo que vaya a acontecer con el club, sobre todo en el litigio que mantienen Energy y Morales, lo cierto es que tanto Jesús Rodríguez como Antonio del Puerto han mostrado su plena confianza en el gallego, y de mantenerse la administración (como parece indicar viendo el panorama entre ambas partes) durante varios meses más, lo normal es que ambos le ofrezcan la renovación.

No ocurriría lo mismo si quien retoma el control del club es Joaquín Morales, quien públicamente ya ha reconocido sus desavencias con el exmediocentro.

Mientras, el plantel, en especial los jugadores que cumplen contrato, ya han comenzado a realizar movimientos para sondear un mercado que el próximo año será si cabe peor que el actual, pues el fútbol pierde ingresos a pasos agigantados.

Hay que recordar que en los azulinos cumplen contrato David Lombán, Gerard Autet, Pablo Redondo, Capdevila, Campano, Maldonado, además de los cedidos Toni Doblas, Rafa García y Juan Calahorro. También está el caso de Barber, quien tiene un acuerdo definitivo con administradores y consejo, pero semanas después de alcanzar el mismo éste sigue sin hacerse oficial.

No obstante, muchos de los que a día de hoy tienen contrato en vigor tampoco tienen garantizada su continuidad. Lo que sí es una realidad es que el Deportivo tendrá que mirar, pase lo que pase, hacia otro mercado la temporada que viene, y de hecho, la dirección deportiva ya ha sondeado diferentes opciones futuribles de Segunda B.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios