Deportes

Roma vive una noche de fiesta y sueña con llegar a la final de Kiev

Festejos en la Plaza Venezia. Festejos en la Plaza Venezia.

Festejos en la Plaza Venezia. / ANGELO CARCONI / efe

Las celebraciones en las calles de Roma, con el presidente giallorosso, James Pallotta, a la cabeza, se extendieron durante toda la noche y en el club italiano nadie quiere despertar del sueño: la nueva ilusión, ahora, es estar el 26 de mayo en la gran final en Kiev.

"¿Por qué no deberíamos pensar que podemos llegar a la final? Ése debería ser nuestro objetivo. No quiero detenerme aquí", dijo el técnico Eusebio di Francesco después de una remontada para el recuerdo ante el Barcelona. La victoria por 3-0 sobre el equipo de Messi desató la locura en el Estadio Olímpico y en la capital italiana. Miles de aficionados celebraron en las calles hasta altas horas de la madrugada, entre ellos un Pallotta que no dudó en lanzarse a la fuente de la Piazza del Popolo. Rodeado de aficionados, el presidente se tiró de espaldas al agua en la céntrica plaza. Deberá pagar una multa de 500 euros, como cualquier turista o residente local que ingresa en la fuente, aunque eso es lo de menos para el millonario estadounidense. Más tranquilo fue el festejo de Di Francesco, que ya tiene en mente los próximos pasos del equipo. "Debes mantener un aire de profesionalismo delante de los jugadores. Celebraré con mis hijos y mi familia tranquilamente en casa. Y luego seguiremos. Siempre puede haber cosas mejores para festejar".

Es la segunda vez que la Roma alcanza una semifinal de la máxima competición europea y los antecedentes invitan al optimismo: en la anterior ocasión el equipo logró avanzar hasta la final. Ocurrió en 1984, cuando perdió por penaltis ante el Liverpool una final europea que se jugó en su estadio.

"Jugando así podemos vencer a cualquier equipo del mundo. Podríamos haber anotado más goles. Nunca había visto sufrir así al Barcelona", señaló uno de los héroes, el bosnio Edin Dzeko.

A partir de ahora, para esta Roma, que ya en la primera fase había sorprendido liderando un grupo en el que también estaban el Chelsea y el Atlético, nada es imposible. "Nadie creía en nosotros y llegamos a las semifinales. Habrá rivales muy duros, pero elBarcelona también lo era", evaluó Dzeko.

La gesta de la Roma no sólo fue aplaudida por los giallorossi, sino también por clubes e hinchas rivales. "Mortal, Roma. Felicitaciones por esta gran actuación", escribió el Milan en Twitter. "Felicitaciones por la gran victoria y la clasificación a semifinales", señaló por su parte la Juventus. Hasta el primer ministro italiano, Paolo Gentiloni, reconocido aficionado juventino, se unió a las felicitaciones.

Golpeado después de que la selección azzurra quedara fuera del Mundial de Rusia, el fútbol italiano volvió a sentir orgullo con una Roma que no deja de sorprender.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios