Festival de Jerez

Festival de Jerez: Ya somos 34.120

  • El certamen de baile flamenco y español rompe sus propios registros y llega a un nivel de ocupación en sus 137 actividades del 93%; el nivel medio de afluencia de público al Teatro Villamarta ha sido del 95%

El Festival de Jerez refleja la "energía creadora del flamenco" y genera otras iniciativas culturales en la ciudad, además de poner de manifiesto su capacidad para impulsar una industria en torno a esta manifestación artística y contribuir a la imagen exterior de la ciudad. Éstas son algunas de las conclusiones expuestas por Pilar Sánchez, alcaldesa de Jerez y presidenta de la Fundación Teatro Villamarta -entidad organizadora- a la hora de hacer balance, ayer, de la decimotercera edición de la muestra de baile flamenco y español, clausurada anoche con el espectáculo 'Homenaje a Mario Maya'.

Los datos hechos públicos indican que 34.120 personas han participado en las 137 actividades organizadas, con un nivel medio de ocupación del 92%. De otro lado, la repercusión nacional e internacional en los medios de comunicación especializados o generalistas, que han alcanzado un total de 88 medios acreditados, abarca tanto a periódicos, revistas, radios como a televisiones nacionales y extranjeras

La natural inclinación del Festival de Jerez para ser el fiel reflejo de lo que acontece en el flamenco, entendido éste "como el gran arte vivo del siglo XXI", es la idea principal que resume la decimotercera edición del certamen, en opinión de la primera autoridad municipal, quien compareció ante los medios de comunicación acompañada por María Dolores Barroso, delegada de Cultura; Francisco Perujo, director de la Agencia Andaluza para el Desarrollo del Flamenco; e Isamay Benavente, directora del certamen y del Teatro Villamarta.

La otra singularidad que aportó Pilar Sánchez está relacionada con la generación de "otras iniciativas culturales en la ciudad como sucede en los grandes festivales internacionales". En este sentido, hizo mención a la aparición, por primera vez, de una programación privada paralela en otras salas, así como a la oferta de cursos de baile en academias privadas, al margen del área formativa de la muestra. Un aspecto, esto último que sí había venido detectándose en años anteriores.

Añadió que el Festival de Jerez es "un elemento dinamizador de la industria cultural que debe crearse en la ciudad relacionada con el arte flamenco", al tiempo que expresó su convencimiento de que su oferta singular "contribuye a nuestra proyección exterior, dada la amplia representación de medios acreditados y de público procedente de 40 países". A su juicio, esta afluencia de visitantes es "un incentivo económico" con una gran incidencia en el sector turístico y de ocio.

"Ha sido una edición inolvidable y magnífica", apuntó la alcaldesa, puesto que, al margen de los datos, hizo mención al nivel de calidad de los espectáculos, a los estrenos presentados y a la presencia de primeras figuras.

Por su parte, Francisco Perujo, director de la Agencia Andaluza para el Desarrollo del Flamenco, señaló que el arte jondo "no tiene fronteras, pero tiene a Jerez de la Frontera". Con este juego de palabras, vino a resumir varias ideas expuestas con anterioridad: que el Festival de Jerez es "una propuesta cultural de máximo nivel, bien apuntalada"; que la ciudad tiene un certamen al año "que no tiene nadie": y que los datos estadísticos contenidos en el balance de esta edición "esconden el trabajo bien hecho".

Finalmente, Isamay Benavente, directora del certamen y del Villamarta, mostró su satisfacción por el desarrollo de esta edición. A nivel artístico, mantuvo que "ha habido una gran variedad" y calificó de "motivador y emocionante" comprobar cómo los artistas cada vez se esfuerzan más y, a través de su trabajo, contribuyen a la evolución del flamenco. "Tengo un buen sabor de boca porque hemos logrado ser el escaparate de la riqueza de este arte singular y he sentido más el Festival en la ciudad", agregó.

Las 34.120 personas que asistieron al XIII Festival de Jerez, desde su inicio el pasado 27 de febrero, supone superar los más de 33.000 espectadores de la edición anterior. El amplio respaldo obtenido por el Festival pone de relieve la importancia de este ciclo singular y su gran repercusión a nivel regional, nacional e internacional. Esta repercusión se concreta en la presencia de 88 medios acreditados.

En cuanto a los datos cuantitativos, los catorce espectáculos puestos en escena en el Villamarta arrojan un índice medio de ocupación del 95%. La gran aceptación que ha tenido la programación también se refleja en otros espacios. Así, la asistencia de público alcanza el 85% en los 30 espectáculos programados en los otros recintos utilizados, al margen del teatro jerezano. Como en años anteriores, el lleno siempre estuvo asegurado en el ciclo De peña en peña que se desarrolla en los locales de estas asociaciones flamencas.

Además, los 38 cursos impartidos en el área formativa han agotado sus 950 plazas con alumnos procedentes de 40 países. Los japoneses siguen siendo los más numerosos -15%-, seguidos por alemanes, italianos, españoles, norteamericanos y franceses. Por cierto que ayer mismo se entregaron los diplomas correspondientes a la segunda semana de cursos.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios