Jerez

"Estoy abierto a que me planteen cosas porque quiero trabajar por mi ciudad"

  • Santiago Casal Ríos afronta con muchas ganas sus últimos meses como presidente de 'Solidaridad' y hace un balance personal y profesional de estos tres años al frente de la asociación vecinal

A sus treinta años Santiago Casal lleva ya doce dedicado a su labor en el mundo asociativo. Comenzó como secretario en la asociación de San Juan de Dios y desde hace tres años es presidente de la Federación de Asociaciones Vecinales 'Solidaridad'. En unos meses convocará elecciones para renovar la junta directiva.

-¿Satisfecho con el trabajo realizado?

-Sí, si no lo fuera no estaría aquí. El compromiso que se adquiere con el movimiento vecinal es importante y merece la pena porque se consiguen cosas. A parte de esto, personalmente a mí me gusta este mundillo.

-Pero también tiene una parte de vocación...

-Claro. Hay que dedicarle mucho tiempo, sobre todo el libre que tengas, y tiene que gustarte. Además, muchas veces te cuesta el dinero. Es un trabajo cien por cien altruista, con lo cual no obtienes beneficios económicos.

-¿Qué diría que se ha mejorado en 'Solidaridad' desde que está usted al frente?

-Creo que la asociación ha dado un paso importante. Hemos conseguido aumentar el número de asociaciones federadas, de cincuenta y nueve a sesenta y cinco, con previsión de que se incorporen dos más en este año próximo. Hemos cambiado la sede a ésta, situada en Madre de Dios, que para mí era un objetivo primordial. También se ha conseguido aumentar la subvención municipal a 10.000 euros. Además, ahora tenemos más presencia que antes en las comisiones informativas, en la prensa y hemos dado un paso importante en la Confederación de Asociaciones de Vecinos de Andalucía, la CAVA.

-¿Y de cara a la ciudad?

-'Solidaridad' ha presionado bastante al Ayuntamiento y colaboramos con las asociaciones federadas para que se cumpla lo que está pendiente. En los periódicos denunciamos continuamente la falta de policías, de medios en el Hospital de Jerez, las obras que están pendientes en los barrios...

-Y a pesar de todo, ¿hay entendimiento con la Administración?

-Las relaciones ahora son buenas. Hubo un momento de tensión pero ya han mejorado, aunque no nos están concediendo todo lo que nosotros quisiéramos. Vemos que la ciudad está muy parada y que los barrios están muy dejados, algo que choca con lo que promulgaba el Gobierno de que ésta sería la legislatura del cambio. Eso no se está cumpliendo, seguimos igual o incluso peor que antes. Pero la verdad es que el entendimiento es bueno y no tenemos ningún problema con los delegados, aunque discrepemos en muchísimas cosas.

-Hace poco le han otorgado a 'Solidaridad' la 'Medalla de Oro' . ¿Qué supone este premio?

-El Cuerpo Nacional de Policía y la asociación 'Santo Ángel' nos la concedió. Para nosotros es una satisfacción enorme. La medalla hace mención al trabajo que estamos haciendo y con ella se reconoce la labor que realizan los hombres y las mujeres en las asociaciones, que además, muchas veces, la gente no valora. La medalla nos anima a seguir trabajando porque además las relaciones con el Cuerpo de Policía son exquisitas. El de Jerez es muy bueno, hacen un gran trabajo y cuando les criticamos, nos dirigimos a nuestros gobernantes, al Ministerio de Interior, por no dotar a Jerez de más policías y más medios para que puedan realizar su trabajo y los ciudadanos puedan ser atendidos correctamente.

-¿Qué es lo que más le preocupa como presidente?

-Me preocupa que no haya seguridad en los barrios, que se esté vendiendo droga, que haya gente malviviendo... El día a día me parece más fundamental que las grandes obras. También me importa mucho el contacto con el vecino. Voy a retomar las visitas a las asociaciones de vecinos porque me gusta mantener el contacto. Yo creo que los políticos deberían hacerlo también, acudir a las barriadas y las asociaciones de vecinos para conocer los problemas directamente y no aparecer sólo en época de elecciones. Deberían dedicarse más al terreno, pues ir a los barrios implica que vean las necesidades de cada zona de primera mano y sepan cuáles son las prioridades en cada una de ellas.

-¿Cuáles son sus retos hasta que deje la presidencia?

-Retos ya me quedan pocos porque el año que viene termina mi legislatura. Cuando accedí al cargo dije que no estaría más de cuatro años. No me gusta acomodarme en los sitios. Y bueno, posiblemente en febrero o marzo convoque elecciones. Ya tengo mis objetivos planteados de aquí a los meses que me faltan, que son los de incorporar las dos asociaciones que quedan y seguir luchando por lo que tenemos pendiente, que siempre es lo mismo: seguridad, hospital y presupuestos participativos.

-¿A qué se dedicará cuando cese en el cargo?

-Yo digo que en mi casa no me voy a quedar porque no puedo estar mucho tiempo sin hacer nada (risas). A los cuatro días ya estoy inquieto y necesito actividad. Hay gente que dice que me iré a la política o a una ONG, yo no descarto nada. Desde joven siempre he tenido muchas inquietudes, así que me gustaría trabajar por mi ciudad y cambiar cosas. Estoy abierto a que me planteen cosas, a que me hagan sugerencias y aquella que me guste y me llame más la atención, esa aceptaré. Además siempre voy a estar colaborando y ayudando donde se me necesite, pero también necesito descansar, estar con mi familia. Necesito cambiar de ambiente porque esto ocupa mucho tiempo.

-Imagino que le dará pena no ser presidente de 'Solidaridad'.

-Bastante. Cada vez que hablo del tema con mi junta directiva gasto bromas sobre él, les digo que me voy cuando por fin había conseguido tener un despacho propio con aire acondicionado. Pero ha sido más una decisión personal y familiar. Mis hijos y mi mujer me necesitan ahora. Aunque también digo que a lo mejor amenazo con volver. Me va a costar irme porque este mundo me tira mucho.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios