Provincia de Cádiz

Operación del Seprona contra la venta de perros enfermos desde Sanlúcar

  • Localiza a 21 cachorros y 16 cadáveres en un congelador y pone a disposicion judicial a tres personas por estafa y maltrato animal

Operación Puppy. Así ha llamado la Guardia Civil a una actuación en la que, de momento, ha puesto a disposición judicial a tres personas por estafa y maltrato animal en Sanlúcar. El Seprona, con la colaboración de la protectora Kimba y veterinarios de la Junta de Andalucía, localizaron una tienda clandestina que supuestamente habría vendido a través de internet cachorros de perro enfermos de parvovirosis, una enfermedad muy contagiosa y con altos porcentajes de mortandad en la especie. Allí, en un polígono industrial, encontraron a 21 cachorros aún con vida y 16 cadáveres que estaban guardados en un arcón congelador.

La intervención tuvo lugar hace apenas unos días. Se originó en abril después de la denuncia de una persona desde Almería que aseguraba haber comprado un perro por internet que se le había muerto al poco tiempo por una enfermedad, de la que no le informaron al hacer la compra. Parece ser que el afectado primero intentó ponerse en contacto con las personas que se lo vendieron para que le devolvieran el dinero y, al no dar fruto, puso una denuncia ante las autoridades. A ella se han unido otras denuncias formuladas por particulares, residentes en distintos puntos de la geografía española, por haber sido víctimas de una estafa por la misma razón: los animales adquiridos a través de la red les llegaban enfermos sin que se lo hubieran comunicado, lo que les originaban unos gastos veterinarios para tratar de curarlos.

Tras las investigaciones llevadas a cabo por el Seprona, se logró dar con este establecimiento ilegal donde se comercializaban clandestinamente estos cachorros, aunque la operación sigue abierta. El Seprona intenta averiguar la procedencia de estos cachorros, si venían del extranjero o saber cuántas personas más han podido ser víctimas de esta estafa, más teniendo en cuenta la cantidad de animales que se localizó en la nave, 21 perros enfermos y 16 cadáveres congelados.

De momento, se ha puesto a disposición judicial a tres personas, a las que la Guardia Civil considera supuestas autoras de los delitos de maltrato animal, por la omisión de la atención veterinaria a animales enfermos, y de estafa, por la venta fraudulenta de estos perros.

Desde la Guardia Civil de la Comandancia de Cádiz han querido poner de manifiesto el riesgo que se corre al comprar animales de origen desconocido por internet. "Además del perjuicio económico que les supone la estafa, adquirir animales de origen desconocido vía internet sin garantías de ninguna clase, es exponerse a un grave riesgo sanitario". La parvovirosis está considerada como una enfermedad infecto-contagiosa muy grave y una de las principales causas de mortandad de la especie, advirtieron desde el Seprona, que ha contado con la colaboración de la sociedad protectora de animales Kimba y de veterinarios de la Junta de Andalucía en esta llamada operación Puppy.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios