Andalucía

Muere un bebé de un año en Carboneras por posibles malos tratos

  • Un informe forense descarta la agresión sexual, de la que fue acusado en principio un joven rumano, tío materno de la niña

Una niña de apenas 13 meses de edad murió el jueves pasado en Carboneras (Almería), al parecer, según apuntan los primeros resultados de la autopsia, por malos tratos. Las causas del fallecimiento del bebé llevaron a la detención por la Guardia Civil de un tío materno de la niña, un joven rumano de 24 años a quien en principio se señaló como el causante de la muerte, que le habría sobrevenido a la niña tras ser víctima de una agresión sexual. Este extremo quedó desmentido horas más tarde con la realización de un informe preliminar emitido por los forenses del Instituto de Medicina Legal de Almería, que revela que el cuerpo revela que la niña presenta numerosas contusiones y hematomas, pero descarta que sufriera lesiones de otra índole.

El tío de la menor fue puesto en libertad con cargos, aunque no trascendió qué delito se le imputa, a la espera de ser llamado a declarar por el Juzgado de Instrucción número 1 de Vera (Almería), que mantiene el secreto de las actuaciones. La Policía Judicial de la Guardia Civil también interrogó a los padres de la niña y a otros miembros de la familia.

El joven detenido pasó la noche en los calabozos de la Comandancia de Almería. Nada más salir en libertad se dirigió hasta el tanatorio, donde se estaba realizando el velatorio de su sobrina. Allí permaneció junto al resto de familiares. Fuentes de la investigación señalaron que no hay pruebas que incriminen al arrestado en la muerte de la niña. Se trata de un hermano de la madre del bebé.

Desde primera hora de la mañana de ayer muchas fueron las voces que en seguida se apresuraron a pedir justicia y se horrorizaban al conocer la noticia de la presunta -y al final falsa- agresión sexual. Pero también eran muchos los vecinos que aseguraban que no podían creerse lo que se decía en el pueblo. Algunos familiares directos aseguraban que su sobrina "había fallecido a consecuencia de una violación". Sin embargo, horas más tarde, Francisco Cruz -tío paterno de la víctima que hizo de portavoz de la familia- dijo a los periodistas que han recibido con "alivio" el resultado de la autopsia, a la vez que lamentó la "información confusa" que se les ha venido proporcionando desde el día en que la niña falleció.

El cuerpo de la menor fue trasladado a primera hora de la tarde de ayer al tanatorio de San Isidro, en Níjar (Almería), donde se encontraban los familiares. El entierro será hoy en la Iglesia de San Antonio de Padua de Carboneras, donde recibirá sepultura.

Los padres de la niña regentan un bar en Carboneras, y residen en la barriada de El Argamasón. Todos los vecinos aseguran que son una familia "buena, cariñosa y conocida por todos en el pueblo". El matrimonio tiene otra hija de tres años, que también estaba al cuidado del joven que fue arrestado con la sospecha de que había violado a su sobrina.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios