Fútbol Sala | Segunda División B

Pesadilla en Amate para el Xerez Toyota Nimauto (6-1)

  • Los de Gálvez se adelantan en el marcador pero el Betis B hace valer su efectividad

Formación del Xerez DFC Toyota Nimauto en el pabellón Amate. Formación del Xerez DFC Toyota Nimauto en el pabellón Amate.

Formación del Xerez DFC Toyota Nimauto en el pabellón Amate. / XerezDeportivofc.com

El Xerez DFC Toyota Nimauto se volvió de vacío de su visita a Sevilla y cayó goleado ante el filial del Betis (6-1). El conjunto xerecista, pese a adelantarse en el marcador en el pabellón de Amate, no fue capaz de mantener la renta y terminó goleado en un final de partido para olvidar. Cuando más merecían los visitantes el 3-2, llegaba el tanto de la sentencia, que mermaba a unos jugadores que se desdibujaron sobre la pista y terminaron encajando dos goles más. Con esta derrota, el equipo azulino queda séptimo en la clasificación con 7 victorias, 4 empates y 6 derrotas.

En un buen inicio de partido, los de Juan Carlos Gálvez, que regresaba al banquillo tras enfermedad, mandaban el primer aviso con un disparo de Partida que repelía el palo. El que no perdonaba a los 5 minutos era Christian, que hacía justicia a lo reflejado en la pista del pabellón sevillano. La alegría no duraría mucho ya que el cuadro bético devolvía la igualdad al marcador cuatro minutos después.

Con el 1-1, los locales dieron un paso al frente y consiguieron darle la vuelta al marcador con dos nuevos goles que dejaban un resultado de 3-1 al término de los primeros 20 minutos.

Tras la reanudación, el Xerez DFC Toyota Nimauto salió en busca de recortar diferencias. Los azulinos fueron muy superiores a su rival, que se defendía con orden, y se abrazaba a la suerte para evitar que el balón volviera a entrar en su portería. Cuando más merecían los xerecista el segundo gol de su cuenta, tiro al palo incluido, llegaba el cuarto gol bético que prácticamente sentenciaba el encuentro. El gol hizo mucho daño y los de Juan Carlos Gálvez se olvidaron de defender. En un robo sobre el portero-jugador, llegaba el quinto y el sexto subía al marcador tras un doble penalti. En los últimos segundos, Toto fue expulsado y el cuadro local pudo incluso ampliar su renta, pero el último lanzamiento desde el doble-penalti se estrellaba contra la madera.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios