España

"Esta crisis pone de manifiesto las insuficiencias de la Unión Europea"

  • El Gobierno confía que la cumbre de la semana próxima establezca reglas comunes sobre transparencia de los mercados financieros, sus supervisores y sobre garantía de solvencia

-Da la impresión de que Europa ha hecho el ridículo en esta crisis financiera. El ministro Pérez Rubalcaba calificó ayer de fiasco la minicumbre convocada en el Elíseo por el presidente Sarkozy, con los primeros ministros de Alemania, Reino Unido e Italia.

-Esta reunión, que ha sido muy poco eficaz, demuestra que Europa tiene fuerza cuando actúa de acuerdo a sus instituciones y su metodología. Ahora hay que esperar al Consejo Europeo del día 15.

-¿Qué podemos esperar de la cumbre?

-La Comisión Europea presentará una serie de propuestas sobre la transparencia de los mercados financieros y sus supervisores, y nuevas directivas sobre garantías de solvencia. Sobre todo eso hay que establecer reglas comunes. Europa tiene que coordinar sus políticas económicas para que esto que ha pasado no vuelva a suceder.

-Lejos de coordinarse, estamos de facto ante un dumping bancario. En Alemania garantizan la totalidad de los depósitos. En España, a partir de ahora, sólo 100.000 euros.

-Lo que demuestra que necesitamos unas reglas comunes, que no tenemos. Esta crisis pone de manifiesto las insuficiencias de la Unión Europea. Pero la salida es más Europa, no menos Europa.

-Felipe González sostiene que el problema es que tenemos líderes locales y problemas globales. Y añade que no tenemos líderes con suficiente talla.

-Con Felipe González se dio un salto en Europa muy importante en el siglo XX, con el Tratado de Maastricht, y ahora tenemos que dar otro salto, con el Tratado de Lisboa, en el siglo XXI. Y ese salto cualitativo lo tiene que dar la Unión Europea, con tres desafíos: el financiero y económico, el energético, y el geopolítico, en las relaciones con Rusia y Estados Unidos.

-La UE inicia un debate sobre sus perspectivas financieras para 2014.

-Hay países que quieren mantener sustancialmente la actual política agraria común, modernizada, con un porcentaje del presupuesto similar al actual, del 40. Somos Francia, España y otros países mediterráneos. Y hay otros, como se sabe, que quieren una reducción drástica de las ayudas a la agricultura, liderados por el Reino Unido y los países nórdicos.

-Es conocida la postura británica contraria al actual presupuesto de la PAC y a favor de aumentar los fondos destinados a I+D. ¿Cómo se puede mantener el capítulo agrario y aumentar el de innovación?

-El presupuesto de la PAC está ahora en la mitad de lo que estuvo hace treinta años. Con la entrada de Grecia, Portugal y España se fue reduciendo para dotar los fondos estructurales y de cohesión.

-Que a España le han resultado muy rentables.

-Tanto que este año el saldo neto de los fondos europeos será de 1.400 millones de euros. Y en 2009 será de más de 3.000 millones. Y estamos ya en el 104% de la renta media europea de renta. Esas remesas significarán el 0,28% de nuestro PIB el año próximo.

-Y ¿qué pasará en 2014 con la presión anglosajona y nórdica de aumentar el I+D?

-Como orientación política, nosotros somos partidarios de ir enfocando gradualmente todos los fondos hacia ayudas tecnológicas, porque España entra en esa economía y será contribuyente neto a partir de 2014. No se trata de deducir ayudas a la agricultura, sino reequilibrar las subvenciones para destinarlas a la modernización.

-Ese debate empieza ahora.

-La Comisión está recopilando ideas para un libro blanco con las propuestas sobre las que tendrá que decidir el Consejo Europeo.

-¿Cuándo?

-Quizá bajo presidencia española en 2010.

-Usted ha coordinado con sus colegas belga y húngaro las políticas de las sucesivas presidencias desde enero de 2010 hasta junio de 2011.

-Entre nuestras prioridades está el desarrollo institucional: el Tratado de Lisboa se puede aprobar en diciembre de 2009 y quizá sea la presidencia española la que tenga que poner en marcha nuevas instituciones como el servicio exterior y el cuerpo diplomático. Y el Tratado tiene una carta social, que hay que desarrollar.

-Necesitamos una política europea de la energía.

-Esa es otra de los prioridades, la energía y el cambio climático. Hay una conferencia internacional en Copenhague en diciembre del año que viene, en donde Europa debe llevar una postura común sobre el cambio climático. También hay que renovar los acuerdos de La Haya sobre seguridad, justicia y libertad, cuya vigencia termina en 2009. Y hay que diseñar una nueva política sobre inmigración.

-¿Cuál es su apuesta en energía?

-Estamos por las energías renovables, sin la menor duda.

-Pero 15 de los 27 socios de la UE tienen energía nuclear. Y el de España es el único Gobierno de los cinco grandes opuesto a las nucleares.

-Las energías alternativas son una apuesta estratégica del Gobierno español. Otros dependen en un 90 por ciento del gas ruso. Nosotros, no. Compramos gas a Argelia, pero también en otros sitios, como Trinidad Tobago o Noruega. Tenemos unas fuentes de energía diversificadas y eso es una buena posición.

-A todos nos gustan las energías alternativas, pero tenemos una dependencia del exterior de más del 80%, mientras la media europea es del 50. Eso no es una buena posición. ¿No cree que este no es un debate nacional, sino europeo?

-Nosotros no apostamos por la energía nuclear, pero sí, con dos matices. Uno: no nos negamos a que haya un debate. Y dos: no estamos cerrando centrales nucleares, lo que decimos es que no vamos a crear centrales nuevas.

-España es uno de los países más dependientes del exterior.

-Es una dependencia relativa en la medida en que diversificas las fuentes de energía y el riesgo. Y somos líderes en muchas energías renovables, por ejemplo, la eólica o la solar. Es un tema de tiempo.

-Las energías alternativas suponen el 6% de nuestro consumo.

-Nuestro proyecto estratégico es así. En todo caso, el debate de la energía ya es un debate europeo.

-Y ¿cuándo vamos a tener una Europa de la energía?

-El Tratado de Lisboa lo prevé. Y un punto esencial de la cumbre del día 15 es energía y cambio climático.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios