Turismo

Una pareja de alemanes busca a un matrimonio de Jerez que les ayudó

  • No encontraban un hotel del centro y les ayudaron en plena noche dirigiéndolos con su propio vehículo

  • Quieren saber sus nombres para poder agradecerles "tanta amabilidad"

Fachada del Hostal Fénix, en la calle Cazón del barrio de San Miguel de Jerez. Fachada del Hostal Fénix, en la calle Cazón del barrio de San Miguel de Jerez.

Fachada del Hostal Fénix, en la calle Cazón del barrio de San Miguel de Jerez.

Esta es una de esas historias cotidianas que pueden parecer simples y que seguramente pasan a menudo desapercibidas pero que cuando se conocen hablan de la bondad y la educación que sigue habiendo en las personas y conviene poner de relieve. Una historia que invita al optimismo y a la confianza, a pesar de todo, en la condición humana.

La ha contado a este Diario un ciudadano alemán, Daje Böhmer, residente en Emden, una ciudad del Noroeste de Alemania perteneciente al estado de Baja Sajonia.

El pasado 5 de octubre, Daje viajó a Jerez con una amiga pero tuvo serios problemas para encontrar el hostal en el que había reservado habitación para conocer la ciudad. Se trata del Hostal Fénix, en la calle Cazón del barrio de San Miguel, un sencillo pero encantador establecimiento con un precioso patio estilo andaluz.

Los visitantes alemanes, que habían alquilado un coche al llegar a Jerez (se supone que sin GPS), preguntaron y preguntaron pero se les hizo de noche y seguían sin encontrarlo. Su búsqueda casi a ciegas, ya casi desesperados, les llevó hasta las cercanías de la estación donde acabarían encontrando a sus dos ángeles de la guarda, un matrimonio jerezano que no sólo les indicó el camino a seguir sino que no dudaron en coger su propio coche para que los alemanes les siguiesen en su coche hasta el hostal. 

Hasta aquí gran parte de la historia con final feliz que sólo pueden entender quienes llegan a un país extranjero y se pierden. Lo que falta para completarla es que Daje y su amiga encuentren a ese matrimonio que les ayudó para poder darle las gracias personalmente, pues no olvidan tanta amabilidad. Un matrimonio que ya forma parte para ellos de la imagen de Jerez, a la que tanto han ayudado ante dos turistas.

Para alcanzar su objetivo, el señor Böhmer ha enviado una carta a este Diario, que traducimos textualmente del alemán:

"Buenos días, le escribo en alemán porque no domino el castellano. El 5 de octubre, que fue un sábado, me fui con una amiga a Jerez de la Frontera. Después de coger el coche de alquiler, intentamos llegar al hotel Fénix en el casco antiguo de Jerez. Preguntamos muchas veces en gasolineras y a varias personas para que nos indicaran el camino pero no lo sabían y era para aburrirse ya. Pero luego nos llegó la ayuda y por eso le escribimos. Cerca de una estación de autobuses, vimos a una pareja de edad avanzada, un matrimonio, y eran ya casi las diez de la noche. Después de contarles lo que nos pasaba, el señor se ofreció a llevarnos hasta el hotel porque ya notaba lo cansados que estábamos. Cogió su coche y fue conduciendo delante de nosotros, a la izquierda, a la derecha, arriba, abajo, hasta que llegamos al hotel. Él y su esposa hasta nos acompañaron a la entrada del hotel. Mi amiga y yo estamos muy contentos y agradecidos pero, dentro de todo el estrés y del jaleo, se nos olvidó preguntarles por el nombre y por su dirección, por lo que estamos muy arrepentidos. No esperábamos tanta amabilidad de estas personas, fue increíblemente bonito y único por parte de estas dos personas. Les pedimos que pongan en su periódico una noticia explicando esta situación y esta amabilidad tan grande de estos dos jerezanos, por si estas personas pueden leerlo y podemos averiguar su nombre y su dirección para agradecérselo personalmente. Firmado: Daje Böhmer".     

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios