San Fernando

"Me marcho con la cabeza muy alta, no me he llevado nada de nadie"

  • Ana Lorenzo, la concejala de San Fernando que recomendó a una familia okupar ilegalmente una vivienda, presenta finalmente su dimisión ante el alcance de la polémica desatada

La concejala Ana Lorenzo, en una comparecencia reciente. La concejala Ana Lorenzo, en una comparecencia reciente.

La concejala Ana Lorenzo, en una comparecencia reciente. / román ríos

La polémica desatada por la grabación de audio en la que la concejala isleña Ana Lorenzo recomendaba a una familia a punto de ser desahuciada okupar ilegalmente una vivienda propiedad de una entidad bancaria -de la que llegaba incluso a facilitar los datos- terminó ayer cobrándose la dimisión de la edil socialista tras una intensa semana que ha sacudido por completo al Ayuntamiento de San Fernando.

El gobierno municipal convocó a primeras horas de la tarde una rueda de prensa con carácter urgente en la que Lorenzo, arropada por el concejal de Presidencia, Conrado Rodríguez, anunció formalmente su renuncia del cargo y su marcha del gobierno municipal motivada por la dimensión que habían adquirido los acontecimientos de los últimos días y su enorme repercusión mediática.

La dimisión, sin embargo, no figuraba inicialmente entre los planes de la responsable de los Servicios Sociales del Consistorio isleño, que a principios de semana aseguraba a este periódico que "por ahora" no se planteaba irse y dejar la política municipal. Y hasta el mismo miércoles desde el equipo de gobierno se estuvieron remitiendo notas de prensa a nombre de esta concejala en las que se daba cuenta de cuestiones propias de su gestión al frente de este área (concretamente, de la concesión de subvenciones a entidades sin ánimo de lucro que trabajan en el campo de la acción social).

De hecho, también en las vísperas de la renuncia, la alcaldesa isleña, la socialista Patricia Cavada, rompió su silencio tras varios días esquivando las declaraciones para dar por válidas las explicaciones ofrecidas por Lorenzo y recordar que se había retractado de sus afirmaciones y que había pedido disculpas. "Me quedo con eso", llegó a decir la regidora. También lo hizo la presidenta de la Diputación Provincial, Irene García, que se solidarizó con esta concejala tras la tormenta que había desatado la grabación de audio en la que invitaba a una familia en una situación extrema a okupar una vivienda.

Sin embargo, la cadena de acontecimientos que en la última semana ha puesto al Ayuntamiento de San Fernando en el punto de mira terminó ayer por precipitar la salida de esta concejala, una decisión -en eso insistieron tanto la concejala como el propio gobierno municipal- que ha tomado ella sola.

"Cuando un servidor público se equivoca, debe dimitir", afirmó Lorenzo al anunciar su marcha a los medios de comunicación. "Yo me he equivocado. Lo he reconocido desde el primer momento y creo que no debo continuar en el Ayuntamiento".

La concejala aseguró que desde el primer momento en el que trascendió la grabación realizada sin su consentimiento puso su cargo a disposición de la alcaldesa. "Ella (Patricia Cavada) me dejó claro que no me iba a cesar bajo ningún concepto", apuntó agradecida en su despedida.

"Me voy con la cabeza muy alta porque no me he llevado nada de nadie. Solo intenté ayudar a una familia con tres menores, aunque eso no justifica mi metedura de pata", ha asegurado la concejala isleña. "Como madre, se me rompía el corazón de pensar que esos menores durmieran en la calle. Fue un exceso de confianza. No lo he hecho nunca jamás, solo con esta familia", recalcó.

Lorenzo, en su intervención, no pasó por alto la oportunidad de aludir también al trasfondo de la polémica que se ha desatado con la grabación difundida por la familia desahuciada -el drama social de la vivienda- para insistir en una reflexión que apunta también en la audio: "Pienso que no puede haber tantas viviendas vacías de entidades bancarias y tantísimas familias en la calle. Por tanto, voy a seguir con la cabeza muy alta porque -ya lo he dicho- no me he llevado nada de nadie. Y voy a dormir además muy tranquila".

La edil, que estuvo arropada por su familia, agradeció también los "infinitos mensajes de apoyo y ánimo" que ha recibido a lo largo de las últimas semanas, tanto a título particular como por parte de las diferentes entidades y asociaciaciones con las que ha trabajado en Servicios Sociales durante los dos últimos años. También quiso reconocer el trabajo "del gran equipo técnico y humano" que integran el Área de Inclusión y Políticas Sociales y la Concejalía de la Mujer, de la que también se ocupaba.

"Espero -dijo- que esto sirva de ejemplo, que cuando un servidor público ha cometido un error, lo reconozca, pida discuplas y dimita. Así lo he hecho yo. Hay casos muy graves de corrupción y la gente no deja sus sillones".

Lorenzo recibió una vez más el apoyo de sus compañeros del equipo de gobierno a través del concejal de Presidencia, Conrado Rodríguez, que aplaudió la gestión que había llevado a cabo en Servicios Sociales durante los dos años de mandato. "Las muestras de cariño que ha recibido en estos días tan complicado no son gratuitas. Son un reconocimiento a ese trabajo que ha realizado", afirmó al subrayar también su "integridad", que -reiteró- se ha puesto de manifiesto en esta última semana y, especialmente, con la decisión de presentar su dimisión y dejar el cargo.

"Lo único que se puede achacar a Ana Lorenzo es que ha actuado más con el corazón que con la cabeza, que es lo que ocurre precisamente cuando uno se siente muy cercano a los problemas que están pasando tantas familias en esta ciudad y en el resto del país", manifestó Rodríguez. "Es una pena que en el contexto político en el que estamos actualmente se valore o tenga más trascendencia un error puntual que se comete en una conversación en un ámbito privado y con una grabación que se hace sin consentimiento alguno que todo el trabajo que se ha realizado durante meses", lamentó.

Por otro lado, desde Podemos San Fernando se tachó de "acto de cobardía por parte del PSOE" la dimisión de Ana Lorenzo. "Primero se le da su apoyo públicamente, con la propia alcaldesa al frente, para días después anunciar que dimite", ha afirmado su coordinador, Ernesto Díaz. "El error de Ana Lorenzo no fue hablar con la familia, sino no haber defendido públicamente las propuestas antidesahucios que se defienden desde Sí Se Puede San Fernando", reiteró.

De entrada, será Carmen Toledo Loaiza, número nueve de la candidatura con la que el PSOE concurrió a las municipales de 2015, la que asumirá el acta de concejal que deja Lorenzo. No obstante, por el momento se desconoce si habrá una nueva reorganización del gobierno municipal o si la nueva edil asumirá directamente las áreas de gestión que tenía encomendadas Ana Lorenzo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios