Charles Neblett| Miembro de la formación original de ‘the freedom singers’ “Todo lo que sé sobre el flamenco es asombroso, necesario y poderoso”

  • El histórico grupo, referente de la música social, actuó en Los Claustros de Santo Domingo y mantuvo encuentros con colectivos sociales y de jóvenes de la ciudad

‘The Freedom Singers’, ayer en los Claustros de Santo Domingo. Charles Neblett, a la derecha. ‘The Freedom Singers’, ayer en los Claustros de Santo Domingo. Charles Neblett, a la derecha.

‘The Freedom Singers’, ayer en los Claustros de Santo Domingo. Charles Neblett, a la derecha. / Miguel Ángel González

“Todo lo que sé sobre el flamenco es asombroso”, asegura Charles Neblett, uno de los miembros originales de “The Freedom Singers”, sobre este arte jondo del que se muestra maravillado y que “es muy necesario y poderoso”, defiende.

“The Freedom Singers”, el grupo referente de la música social que en los años 60 acompañó a Martin Luther King en su lucha por los derechos civiles en Estados Unidos, llegó a Jerez para conocer el flamenco y la importancia cultural e integradora que tiene en la ciudadanía y en su internacionalización.

Quien no conoce su cultura está perdido, no tiene a dónde ir”, asegura Neblett

“La gente negra también baila pero es diferente a como se hace en el flamenco”, comenta Neblett en una entrevista, en la que destaca a los guitarristas flamencos y los bailaores, a quienes considera “muy diferentes”.

Junto a Neblett, también han llegado a Jerez Bill Perlman, Bettie Fikes, Marvinia Neblett y Rutha Mae Harris, la componente original del grupo que también participó en aquella jornada histórica de 1963 en la que Luther King pronunció su discurso “I have a dream”.

De la artista jerezana Lola Flores conocen lo que les han contado en su viaje a esta ciudad, aunque todos aseguran que les encanta el flamenco.

“No puedo explicar lo que he sentido al llegar aquí, nunca había visto nada así antes. Es muy excitante y estoy deseando ver mucho más”, confiesa Rutha Mae Harris, fascinada por la estatua a “La Faraona” que preside el barrio jerezano de San Miguel y con la que quiere hacerse una foto para recordar este viaje.

Este domingo ofrecieron un concierto gratuito y mantuvieron un encuentro con peñas flamencas de la ciudad.

Coinciden en afirmar que la cultura de cada región es “fundamental” al ser lo que define a cada persona y los “hace mejores”, por eso insisten en que hay que “abrazar” la cultura para “poder sentirte poderoso contigo mismo y orgulloso de quien eres”, explica Neblett.

La lucha por los derechos civiles no acaba, si dejas de pelear esos derechos pueden perderse rápido”

“Quien no conoce su cultura está perdido, no tiene a donde ir”, sentencia el histórico componente de “The Freedom Singers”.

En Jerez, esa cultura procede del flamenco, de ahí esta visita, que ya se ha calificado de “histórica” y que es fundamental para el impulso que el gobierno local quiere dar a su candidatura a Capital Europea de la Cultura 2030.

“Compartir nuestras culturas es una de las cosas que hace que nos conozcamos unos a otros y que sepamos respetarnos y aprender de los demás”, señala Bill Perlman antes de sentenciar: “No puedes mantenerte aislado, necesitas abrirte a otras personas y compartir con ellas tu manera de vivir”.

Tras más de sesenta años defendiendo la libertad de derechos civiles en Estados Unidos, reconocen que la lucha iniciada en los años 60 “no termina nunca” ya que “si cedes, si dejas de pelear, esos derechos conseguidos, se pueden perder muy rápidamente”, asevera Charles Neblett.

“Seguiremos cantando para no volver atrás”, subraya, al tiempo que valora la “energía” y la “actitud combativa” de la gente joven para “cambiar las cosas”.

“Ellos son el futuro, debemos confiar en ellos”, sostiene, a la vez que advierte de que la gente joven necesita referentes “con los que motivarse para alzarse” y de los que aprender.

Por eso, durante su estancia en Jerez compartirán un encuentro con estudiantes de un instituto de secundaria con los que trabajarán valores, historia y derechos civiles, como han hecho recientemente en Dinamarca.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios