Homo ferians

Fernando / Taboada

Abstemios los de Jerez

VAYA potra tenemos en Jerez. Y digo que es una suerte muy gorda porque en una Feria lo suyo es consumir las cosas típicas del lugar, así que, mientras no se imponga la costumbre de comer carne de caballo, será mejor tomar el otro producto estrella de la tierra, que hoy por hoy sigue siendo el vino. Vista la cantidad de cosas raras que la gente puede sembrar en un campo, de verdad, es que nos ha tocado la lotería con esto de las viñas. Estamos ya acostumbrados, pero no me quiero ni imaginar la hechura de fiesta que tendríamos si, por ejemplo, en nuestra comarca nos dedicáramos al cultivo de la menta-poleo. O si las bodegas almacenaran horchata. Y mira que está rica, pero menuda plasta de Feria si hubiera que estar todo el rato bebiendo horchata.

¿Qué sería de esas merendolas con las que nos agasaja el Junquera, en las que ni faltan las gambas ni damos abasto con tanto jamón? ¿Las íbamos a acompañar con un vaso de leche? Hombre, no es que el efecto conseguido tras un atracón de fino sea como para grabarlo en vídeo y enseñarlo a los nietos, pero ¿no perdería mucho una Feria si cuando hubiera que brindar, chocáramos las copas de batido de fresa?

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios