Fútbol | Tercera División

Apoteósico recibimiento al Xerez DFC tras su ascenso

  • Cientos de aficionados esperan a la expedición al filo de la una y media de la madrugada para celebrar la gesta

  • Los protagonistas, exultantes, dedican el salto de categoría "a todo el xerecismo por su apoyo"

Javilillo, subido en el techo del autocar, celebra el ascenso con los aficionados a su llegada a Chapín.

Javilillo, subido en el techo del autocar, celebra el ascenso con los aficionados a su llegada a Chapín. / Xerezdfc.com

Apoteósico recibimiento al Xerez DFC tras lograr el ascenso a Segunda RFEF con su excelente triunfo en el Manuel Polinario frente al Puente Genil (2-4). Cientos de aficionados se congregaron en Chapín sus alrededores para arropar al equipo a su llegada a Jerez cerca de la una de la madrugada.

La euforia se desató y equipo y afición, como durante toda la campaña, fueron uno a la hora de festejar la gesta cuando aún falta una jornada para el final de la fase de ascenso. Los seguidores jalearon a técnicos y futbolistas y todos les respondieron con gestos cómplices. Los hubo atrevidos como Javilillo, que no dudó a la hora de subirse al techo del autocar para ondear una bandera del equipo

Los protagonistas dieron rienda suelta a sus emociones después de una dura temporada, en la que al equipo le tocó superar numerosos obstáculos para lograr su ansiado objetivo. Todos se mostraron satisfechos, se acordaron de los que ya no están, como Juan Bellido, y ofrecieron el sueño a la afición, que "siempre ha estado ahí y nos ha ayudado. Este ascenso es para ellos".

Sebastián Alonso: "Triunfo de todos"

Sebastián Alonso de Medina, vicepresidente segundo azulino, aseguró que "estoy lleno de felicidad, es un orgullo lo que se ha conseguido, es la recompensa al trabajo que se empezó hace mucho tiempo. Es un triunfo de todos los xerecistas y de todos los jerezanos. Esta junta directiva ha realizado un gran esfuerzo y estamos dónde todos queríamos. Esta plantilla ha dado un ejemplo después de estar dieciocho días sin competir, esto queda ya para la historia". 

Alonso de Medina tuvo un recuerdo emocionado para Juan Bellido, "que lo estará celebrado desde ahí arriba, lo mismo que todas las personas que están sufriendo. Es el culpable de muchas de las cosas que están sucediendo". 

Villegas: "Un sueño cumplido"

Edu Villegas, director deportivo del Xerez DFC: "Nos sentimos todos realizados y contentos por hacer felices a tantos miles de xerecistas. Es un sueño cumplido, hay mucho esfuerzo detrás. Hemos vivido momentos muy duros, empezamos en la última categoría en 2013 y ahora estamos en Segunda RFEF. Estaba escrito que este año nos tocaba. Este equipo ha sabido sufrir y reponerse a todas las adversidades".

Juan Carlos Ramírez, director de la cantera xerecista, no quiso perderse la cita en Puente Genil y disfrutó y sufrió como nunca. "Nos tocaba, todo se nos puso de cara y a pesar de todos los problemas, Covid incluido. Estamos muy contentos por todos, técnicos, jugadores, por todos los que trabajamos para este club y por la afición. Es un premio".

Bajo su punto de vista, el ascenso "es algo muy trabajado y hay que tener en cuenta el gran trabajo que ha realizado Pérez Herrera y todos sus jugadores, con cuatro partidos de máxima exigencia, y después de salir del Covid. Hay equipos de Segunda que no hacen el fútbol que ha hecho este equipo".

Además, valoró "la importancia del míster en este proyecto" y destacó "su confianza en la cantera, la ha apoyado más que nunca, muchos canteranos se han visto recompensados con convocatorias y minutos. Les pido que se queden porque en dos temporadas estamos en Segunda División

Los azulinos celebran a lo grande el ascenso en el Manuel Polinario. Los azulinos celebran a lo grande el ascenso en el Manuel Polinario.

Los azulinos celebran a lo grande el ascenso en el Manuel Polinario. / Xerezdfc.com

Camacho: "Recompensa al trabajo"

José Manuel Camacho, uno de los capitanes del Xerez DFC y de los hombres más importantes en esta fase decisiva, admitió: "Los resultados han llegado, siempre digo que todo esfuerzo tiene su recompensa. Una de las señas de identidad de ese equipo es que desde el minuto uno hasta el final, el equipo se vacía siempre en todos los encuentros y lo  ha dado todo en el campo. Nadie puede reprocharnos nada aunque no se hubiese logrado este sueño".

El roteño se mostró "tremendamente contento por poner mi granito de arena en esta fase de asenso, he entrenado duro para alcanzar mi mejor nivel y ayudar al equipo. Me tengo que acordar de mi familia y de mis amigos, que me apoyaron siempre en los momentos malos para salir a flote".

Jacobo subrayó que "estamos todavía en una nube. Había que conseguirlo en Puente Genil porque ya no podíamos sufrir más y en Lepe iba a ser más complicado. Lo dimos todo y aquí estamos. Somos una gran familia y esta unión merecía esta recompensa. Teníamos una espinita clavada por lo que nos pasó en Marbella el año pasado. La pena ha sido que nuestra afición no haya podido estar con nosotros en todo momento, ni en el campo ni en el partido decisivo. Esto va para ellos".

Máyor: "Para quitarse el sombrero"

Mayór es de los jugadores más veteranos de la plantilla y se sentía como un niño con zapatos nuevos pese a que no pudo jugar por unos problemas en los isquios: "Mis últimos temporadas fueron del todo buenas y no quería terminar mi carrera deportiva así. Quería demostrar a todo el mundo ya mí mismo que aún me queda fútbol. Aposté por este club por su campo, por la ciudad y por su masa social y no me equivoqué y en eso mi mujer tiene mucha culpa porque me empujó. Me he esforzado mucho porque no podía ser de otro modo, me até los machos, el míster me dio su confianza y estoy orgulloso. Todos lo merecíamos. Esto es para quitarse el sombrero, hemos sido uno".

Ignacio Goma admitió que "hemos sufrido mucho, nunca hemos negociado el esfuerzo y se ha conseguido el objetivo. Estamos todos muy contentos porque hemos peleado duro y hemos superado múltiples obstáculos para ofrecer ese premio a todo el xerecismo".

Fran Ávila, lateral zurdo azulino, lo celebró a lo grande: "No tengo palabras, estoy contento, emocionado y quiero dar las gracias especialmente a mi familia, a mi niña, que me ha dado fuerzas. Estamos en una nube. Esta temporada no lo hemos tenido nada fácil y este partido ha sido el reflejo de ella, un carrusel en el que pasó de todo. Esto es inexplicable, algo muy grande, esta afición lo merece. El míster nos inculcó el somos uno y lo conseguimos".

Tags

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios