Deportes

Acento español en Cardiff

  • El Madrid, con el estreno de James y Kroos, busca el primer título de los seis a los que aspira en este curso El Sevilla ha ganado cuatro de las cinco finales europeas que ha disputado

El Real Madrid y el Sevilla disputan hoy, en la ciudad galesa de Cardiff, la final de la Supercopa de Europa, primer título de la temporada 2014-15. Ambos equipos llegan en plena pretemporada y con algunos de sus jugadores más destacados con pocas horas de preparación después de las vacaciones.

Tras el Mundial de Brasil, los internacionales volvieron al trabajo más tarde que el resto de sus compañeros. Pese a ello, el Madrid parte como favorito, aunque el grueso de su plantilla acaba de regresar y está lejos de su mejor estado físico. De hecho, jugadores como Toni Kroos y James Rodríguez disputarán sus primeros minutos con la elástica madridista. En el caso sevillista, su máximo goleador de la pasada campaña, Carlos Bacca, no trabajó con sus compañeros hasta la pasada semana.

Nada servirá de excusa cuando el balón eche a rodar. Los blancos tienen la oportunidad de sumar el primero de los seis títulos que anhelan en este curso, al tiempo que el deseo del Sevilla de Unai Emery pasa por seguir ampliando su vitrina de trofeos europeos.

El entrenador del Real Madrid, Carlo Ancelotti, dispondrá de todo su arsenal, incluido Cristiano Ronaldo. La mejoría de su rodilla izquierda invita a su titularidad. El portugués será el líder de un once en el que debutarán Kroos y James. La única baja madridista por lesión será la de Jesé Rodríguez, mientras que Xabi Alonso se perderá la cita por sanción por su celebración en la final de Champions de Lisboa, cuando saltó de la grada para abrazarse con sus compañeros. Su ausencia entrega el mando a Kroos en un Madrid muy ofensivo, con Modric creando y James libre para enganchar con el tridente del éxito: Bale, Cristiano y Benzema.

Con más ganas que nunca estará Gareth Bale, que regresa a su casa para intentar ser otra vez decisivo en una final.

En el Sevilla, quien llega con menos rodaje es Bacca, que sólo ha jugado 45 minutos en un partido de pretemporada, el del viernes en el Sánchez Pizjuán ante el Córdoba con motivo del VII Trofeo Antonio Puerta. No obstante, el colombiano demostró que su olfato goleador sigue intacto, ya que contribuyó a la victoria de los suyos al anotar uno de los dos tantos del encuentro.

Pese a ello, el técnico del Sevilla podría no alinearlo de inicio. Su sitio lo ocuparía entonces uno de los fichajes de este curso, Iago Aspas, ya que el otro punta, el francés Kevin Gameiro, ha estado muchos días lesionado.

El entrenador guipuzcoano, que se ha llevado a Cardiff a 26 jugadores -cinco del filial-, tiene pocas dudas. Quizá la de utilizar por el extremo derecho a Reyes o a otro de los nuevos refuerzos, Aleix Vidal. Lo que sí está claro es la titularidad del joven mediapunta Denis Suárez, cedido por el Barcelona en la operación de traspaso de Iván Rakitic. El galledo ya ha mostrado muy buenas maneras.

El Sevilla viaja ilusionado con sumar un nuevo título continental a su palmarés, después de haber levantado cuatro trofeos en cinco finales disputadas (tres de la Liga Europa y otra de la Supercopa de Europa).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios