Deportes

El factor Griezmann

Antoine Griezmann, en un entreno. Antoine Griezmann, en un entreno.

Antoine Griezmann, en un entreno. / luca piergiovanni / efe

Antoine Griezmann se postula como un factor crucial para el Atlético de Madrid hoy en el Santiago Bernabéu, donde marcó tres goles y dio dos asistencias en sus seis últimas visitas, aportaciones que significaron un triunfo y tres empates para el bloque rojiblanco.

El pasado 8 de abril, en el precedente más inmediato, el francés niveló el derbi madrileño con un gol (1-1); un año antes, también firmó un tanto en un partido que acabó de forma idéntica. Y el 27 de febrero de 2016 dio el triunfo (0-1) al equipo de Simeone en La Castellana.

Tres ejemplos de su transcendencia en los derbis más recientes en ese escenario, en el que también repartió dos asistencias a Fernando Torres en la vuelta de los octavos de final de la Copa del Rey, que terminó en 2-2 y con la eliminación de los blancos.

Determinante en cada uno de esos duelos, el recorrido de sus últimos seis choques allí también incluye dos derrotas, las dos en la Liga de Campeones, en los cuartos de final de 2014-15 (1-0) y en las semifinales de 2016-17 (3-0). En ambos se quedó sin ver portería.

Antes jugó dos partidos más: el empate a uno de agosto de 2014, en la ida de la Supercopa de España y el triunfo por 1-2 en la Liga sólo un mes después, aunque en ambos partió como suplente, cuando daba sus primeros pasos por el club rojiblanco.

Griezmann vuelve hoy al Bernabéu. Y lo hace reencontrado con el gol tras el 1-0 que abrió la victoria del pasado martes contra el Huesca. También rearmado en todos los sentidos, en el físico y en el técnico, tras una pretemporada condicionada y retardada por la Copa del Mundo que ganó el 15 de julio en Rusia.

"Es muy difícil que un futbolista esté mejor cuando el equipo no está bien. Ahora el equipo ha mejorado y los jugadores importantes van creciendo", valoró su entrenador, Diego Simeone.

El galo suma dos goles y otras tantas asistencias en sus ocho partidos de este curso, con una distribución de minutos alterna. El pasado martes, fue sustituido antes de tiempo para reponer fuerzas.

Un partido como el de hoy, precisamente, marcó un punto de inflexión del 7 atlético en la pasada campaña. En el primer derbi disputado en el Wanda Metropolitano, un frustrante empate sin goles, la grada pitó a Griezmann por frenar dos contragolpes, pese a que el punta francés no tenía compañeros por delante.

A aquel choque llegó con sólo tres goles y dos asistencias en sus primeros 13 partidos del curso 2017-18. Y de él salió con más críticas, pero, a la vez, con una respuesta rotunda a ella. Desde entonces a ahora ha hecho 28 goles y 12 asistencias en sus últimos 43 partidos como rojiblanco.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios