España

El Gobierno catalán refuerza los antidisturbios y pide un fiscal especial contra la violencia urbana

  • Interior abrirá una web para que los ciudadanos identifiquen de forma anónima a los alborotadores

El conseller de Interior, Felip Puig, anunció ayer que dotará de cien efectivos más a la unidad de antidisturbios de los Mossos d'Esquadra y propuso que se designe a un fiscal especializado en violencia urbana para que unifique los criterios para combatir el vandalismo callejero.

En la rueda de prensa posterior a la reunión del Consell Executiu, Puig enumeró una batería de medidas para combatir la violencia urbana -tras la batalla campal del pasado 29 de marzo-, que pasa entre otros aspectos por crear dos nuevas unidades de antidisturbios y potenciar la recientemente creada Unidad Central de Información de los Mossos en Orden Público.

Puig desveló que el lunes trasladó a la fiscal jefe de Cataluña, Teresa Compte, su propuesta para designar a un fiscal especializado en violencia urbana, con el objetivo de que la lucha contra las "guerrillas urbanas" pueda ser más "eficiente y efectiva", aunque admitió que la decisión final recaerá en la Fiscalía General del Estado.

El conseller también defendió que se impulse una circular para que se unifiquen los criterios de acusación en las causas relativas a desórdenes públicos.

Puig anunció además que su departamento creará una página web en la que colgará fotos de los incidentes para que los ciudadanos les ayuden a identificar a los alborotadores, en una especie de delación que podría ser anónima.

El conseller también señaló que cada vez será objeto de mayor "análisis policial" el contenido de algunas web, blogs y tuits en los que, según su versión, se ampara y promueve la violencia de estos grupos.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios