Jerez

"Si Aguirre no tiene un puto euro, aquí tampoco hay uno"

  • El gobierno local, que requiere de unos 60 millones hasta final de año, sólo tiene margen para una operación de 6,6 millones

El gobierno municipal convocará este lunes un pleno extraordinario y urgente para abordar una triple operación financiera que permita, entre otras cosas, abonar la paga 'extra' municipal, para la que falta casi un millón de euros de los 4,5 que supone para poder ser completada. Precisamente la alcaldesa, María José García-Pelayo, detalló las operaciones financieras que se siguen en el contexto de un Ayuntamiento inmerso en una "situación extrema desde el punto de vista económico". Parafraseando a la presidenta de la Comunidad de Madrid, Esperanza Aguirre -en su comentario captado a micrófono abierto al alcalde madrileño-, la regidora jerezana dijo que "si Aguirre no tiene un puto euro, aquí tampoco hay uno".

Y es que si de aquí a final de año son necesarios unos 60 millones de euros para cubrir las obligaciones de pago del Consistorio jerezano, en estos momentos sólo hay margen y posibilidad -más allá de que finalmente fuese viable la petición del préstamo de 20 millones de inicio de legislatura- de culminar una triple operación financiera con Bankia, Banco Santander y Banca Cívica por valor de 6,6 millones de euros divididos en tres paquetes de 2,2 millones. "No hay ninguna entidad financiera que quiera hacer en solitario esa operación con nosotros", admitió Pelayo, asfixiada. "No es que tengamos los ingresos de este año totalmente agotados, el cajón está literalmente vacío, es que nos queda una única operación de tesorería posible por valor de 6,6 millones de euros", concretó, para agregar: "El problema no es tener esos 6,6 millones sino que mensualmente necesitamos 10 millones y tenemos esa cantidad por cerrar para los próximos seis meses. No es cuestión de que se puedan conseguir más o menos operaciones, es que legalmente ya hemos tocado el techo de endeudamiento. Eso significa que ahora mismo la situación es extrema y nos obliga a tomar decisiones que pueden resultar complejas pero que estamos obligados a tomar porque la otra alternativa es cerrar el Ayuntamiento y dejar la llave". A continuación, aclaró que "como eso no lo vamos a hacer nunca, sí es verdad que con valentía y planteamientos serios y rigurosos vamos a tomar decisiones porque no queda otra opción, las propuestas que hagamos estarán previamente estudiadas basándonos en dos criterios: cumplimiento de la legalidad y que no sean transitorias, que sean soluciones definitivas, ya que no podemos improvisar más; ya no hay marcha atrás".

La alcaldesa se refirió a la necesidad de recobrar la "confianza" y "credibilidad" en el Ayuntamiento de Jerez ante los bancos y las empresas. "Los bancos -abundó- nos piden que acreditemos que somos creíbles. Aparte del recorte salarial, pondremos otras medidas sobre la mesa porque ya sabíamos cuál era la situación, pero es verdad que para que los bancos puedan apoyarnos de la manera que sea, para que podamos ser atractivos, necesitamos ser creíbles y decirles que estamos apretándonos el cinturón para poder devolver el dinero o poder pagar a las empresas". "Tienen que percibir con seriedad que realmente hay un cambio en la gestión: pedimos a los bancos, pero también nos apretamos el cinturón, somos austeros, rigurosos, ordenamos los pagos... Hay que aprovechar el tirón del cambio de gobierno para demostrar que este nuevo gobierno es capaz de generar confianza y eso nos exige tomar cuanto antes medidas complejas y valientes", aseveró.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios