Jerez

Mejor las dos cruces

  • En la Diócesis se pierde cada año cerca de un millón y medio de euros destinados a la Iglesia Católica y a fines sociales debido a los contribuyentes que no marcan las dos casillas en la declaración de la renta

Francisco Domouso, el obispo José Mazuelos y Beatriz García, ayer durante la presentación de la campaña. Francisco Domouso, el obispo José Mazuelos y Beatriz García, ayer durante la presentación de la campaña.

Francisco Domouso, el obispo José Mazuelos y Beatriz García, ayer durante la presentación de la campaña. / vanesa lobo

Cerca de un millón y medio de euros de la recaudación de los impuestos destinados a la Iglesia Católica y a fines sociales se pierden en la Diócesis de Asidonia-Jerez debido a los contribuyentes que no marcan las dos casillas de asignación solidaria en su declaración de la renta. Por eso ayer, en la víspera de esta campaña, Cáritas presentó la suya propia, con la que anima a los contribuyentes a que marquen la doble cruz y despeja las dudas que aún existen sobre estas asignaciones tributarias. El director de esta institución, Francisco Domouso, lo expuso claramente: "Desde Cáritas reclamamos el 0,7% de lo que se recauda para la Iglesia Católica y el 0,7% para todo tipo de organizaciones sociales. Se piensa que confirmando el borrador ya hemos cumplido, pero hay un número muy importante de personas que no marca ninguna de las casillas y no cuesta nada poner las dos cruces. La normativa que rige el IRPF permite que el 0,7% de lo que se está recaudando sea para la Iglesia, y otro 0,7% para organizaciones con fines sociales, y la suma sería el 1,4%". Domouso advirtió que cuando no se marca "simplemente estamos dejando en manos de otras personas, en manos del Gobierno, del ministro de Hacienda, dónde se invierte ese dinero".

Beatriz García, de Cáritas Española y responsable de la campaña 'Mejor 2' , apeló también a la solidaridad de los contribuyentes para pedir que se marquen las dos casillas. "Gracias a la declaración de la renta podemos hacer un gesto solidario, colaborando con las casillas de fines sociales e Iglesia Católica. A través de los impuestos, podemos estar ayudando a muchísimas familias en situación de necesidad".

Cáritas inicia una campaña para pedir la cruz en las dos casillas de asignación solidaria

García hizo hincapié en el desconocimiento que existe por parte de la mayoría de los ciudadanos, que creen que marcar una casilla excluye marcar la otra. "Es importante transmitir que no hay que elegir una u otra, sino que debemos marcar las dos. Es lo que pedimos porque hay muchos fondos en juego que son muy necesarios para el sostenimiento de la Iglesia o para los proyectos sociales que desarrollan las entidades sociales, que lamentablemente no están llegando a este fin". Remarcó también que la campaña va dirigida tanto a las personas que no marcan ninguna casilla como a las que solo marcan una e insistió en el mensaje de que marcar las dos no va significar que al contribuyente le devuelvan más si la declaración sale a devolver ni que deba aportar más si tiene que pagar. "Cuando se va a confirmar el borrador, la tendencia es darle al botón y resolverlo todo rápido pero es importante que esas personas vean si tienen las casillas marcadas, porque si no están perdiendo la posibilidad de ser solidarios. Es un derecho de los contribuyentes y una forma de participación ciudadana: decidir dónde va parte de nuestros impuestos".

Según los datos aportados por Cáritas, a nivel nacional, alrededor de un 30% de los contribuyentes marca la casilla de la Iglesia Católica y un 50% la de fines sociales, pero sólo el 20% marca las dos. Las cifras económicas no son despreciables. Gracias a esta cruz, la Iglesia Católica consigue para su sostenimiento una cantidad aproximada de 227 millones de euros al año, mientras que con la cruz para fines sociales, a las ongs (entre ellas también organizaciones de la Iglesia, como Cáritas o Manos Unidas) se destinan, a través de una convocatoria de subvenciones, 299 millones. No obstante, si se marcasen las dos casillas, cada una de esas causas (Iglesia Católica y fines sociales) podría llegar a conseguir 500 millones.

La responsable de la campaña señaló que aunque con los años y una mayor sensibilización se está logrando que cada vez más número de personas marquen las dos casillas, "el camino es largo y queda mucho por hacer. Todavía hay algo más de un 33%, seis millones de contribuyentes, que marca una o ninguna de las casillas".

Según el estudio que Cáritas ha realizado, es especialmente significativo que las personas que marcaban sólo Iglesia Católica cada vez marcan más también fines sociales y se da en menos casos la situación contraria. "¿Qué hay detrás de este comportamiento? La motivación de las personas que marcaban sólo Iglesia es ayudar. En el momento que entienden que marcando también la de fines sociales se ayuda a personas desfavorecidas es fácil que marquen las dos, pero donde más complicado tenemos llegar es a las que no marcan ninguna", afirmó García.

En la Diócesis de Jerez la tendencia es bastante similar. La representante de Cáritas Española explicó que a través del IRPF, la Iglesia obtiene para su mantenimiento aproximadamente un millón de euros, una cantidad prácticamente igual a la que se destina a los fines sociales, pero insistió en que se quedan sin asignar cerca de un millón y medio de euros por esos contribuyentes que no están marcando nada o sólo eligen una casilla. No obstante, como dato positivo, aseguró que en el último año, 3.000 contribuyentes más de la Diócesis marcaron las dos casillas, pasando a 28.000 las personas que optan por las dos cruces.

El director de Cáritas incidió por su parte en que "cuando pedimos la cruz también en fines sociales no sólo lo pedimos para Cáritas, sino para muchas organizaciones de la Iglesia que trabajan en cada población y también a nivel internacional. En los Presupuestos Generales del Estado, los fondos para cooperación internacional prácticamente no existen y España cubre parte de esa responsabilidad a través de organizaciones de la Iglesia. Estamos ahí sin casilla o con casilla".

El obispo José Mazuelos se sumó también a la difusión de la campaña y señaló que aunque ha existido cierta confusión entre los contribuyentes, "es verdad que normalmente los católicos marcan las dos casillas. Aún así hay que seguir mentalizando de que las dos casillas son compatibles para buscar el bien común".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios