Jerez

El accidentado en Mesas de Asta permanece estable

  • Sufre un traumatismo craneoencefálico grave tras caer desde un techo de uralita que cedió mientras realizaba trabajos de limpieza

S. R., varón de 43 años de edad, permanece en observación en el hospital gaditano de Puerta del Mar después de sufrir una caída la tarde del pasado sábado en su explotación ganadera de Mesas de Asta, que le provocó un traumatismo craneoencefálico grave debido al golpe en su cabeza.

Como relataba ayer a este medio María Jesús, sobrina del accidentado, S. R. se encuentra estable, después de caer desde una altura de 3,5 metros y golpearse la cabeza. Esta persona se encontraba realizando labores de limpieza en un techo de uralita de un cobertizo de uso agrícola con la intención de quitar la tierra acumulada que se encontraba en el mismo antes de que comiencen las lluvias. Junto a él, se encontraba su hermano. En un momento de estos trabajos, al filo de las seis y media de la tarde, el techo cedió, presumiblemente por su mal estado, cayendo S.R. y golpeándose la cabeza, dando con sus huesos en un establo que se encuentra debajo. A pesar del golpe sufrido, sus familiares relatan que el afectado no llegó a perder el conocimiento.

Inmediatamente a la caída, su hermano procedió a avisar al 112, que dio aviso a la policía y a los servicios sanitarios, que se personaron en el lugar. Debido a la gravedad del golpe, según las primeras exploraciones de los sanitarios, y a pesar de la cercanía del hospital de Jerez -distante a escasos 10 kilómetros de Mesas de Asta- el 061 decidió activar el helicóptero medicalizado que tiene su base en el aeropuerto de Jerez para trasladarlo a Cádiz, al Puerta del Mar.

La sobrina del accidentado, María Jesús, relata que "el susto que nos llevamos fue grande", si bien espera que con el paso de los días su tío pueda ir evolucionando favorablemente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios