Loles López, secretaria general del PP-A

“Quien debe temer la auditoría es quien esté en la Junta por ser familiar o amigo”

  • Afirma que hay Gobierno para 4 años pase lo que pase en municipales y generales. Espera que el PSOE se sume a la vía del diálogo, aunque teme que competirá con Podemos en dureza

Loles López, secretaria general del PP-A en el Parlamento andaluz. Loles López, secretaria general del PP-A en el Parlamento andaluz.

Loles López, secretaria general del PP-A en el Parlamento andaluz. / Juan Carlos Vázquez (Sevilla)

Comentarios 33

Lleva cinco años siendo la sombra de Juanma Moreno, la mujer que desde la secretaría general del partido ha tenido que apagar los numerosos incendios que han precedido la llegada del PP a la Presidencia de la Junta. Exultante por el hito logrado, aboga por el diálogo y el acuerdo como base de un nuevo tiempo “en el que la política de las mayorías absolutas ha desaparecido”.

–El 2 de diciembre por la mañana había muchos que habían encargados coronas de flores para el entierro político de Juanma Moreno y ahora es el presidente de la Junta.

–Bueno el PSOE estaba lleno, empezando por Susana Díaz. Y fíjate lo que es la vida. Hoy se habla de las coronas de Susana Díaz y de que Juanma es presidente de la Junta.

–¿Y del PP?

–Y del PP, es presidente del PP.

–No, digo las coronas de flores encargadas en el PP.

–Yo de eso he escuchado muchas cosas, pero me remito a lo que vivo. Y lo que he vivido desde el 2 de diciembre es un partido unido, volcado con Juanma.

–¿Le han salido muchos amigos estos días?

–Bueno, siempre salen amigos, lo que pasa es que yo digo que toda la mano que venga a ayudar bienvenida sea.

–Me llama la atención que a ustedes no se les va la sonrisa de la boca mientras que sus socios de Gobierno tienen cara de vinagre.

–Bueno pues al final el acuerdo ha sido de las dos partes. No ha sido fácil, pero le tengo que agradecer a Cs que haya tenido altura de miras. Hemos puesto por encima de todo los intereses de los andaluces. Es verdad que tenemos más consejerías, pero es un Gobierno muy equilibrado. Debo agradecer el trabajo de los dos equipos en el programa. Acordamos las 90 medidas y las de los 100 primeros días. Al final creo que hay satisfacción también en ellos porque si no no habrían firmado.

–¿Ha aprertado Cs más de lo que esperaban?

–Creo que eso es lo normal. En una negociación todo el mundo tiene que ceder.

–La separación de Cs y Vox, ¿es pose o es tan real como nos quieren hacer ver?

–En lo que yo he vivido es cierta. El señor Marín y el señor Serrano se han llamado y saludado, pero no pueden evitar las diferencias que tienen. Ahí el PP ha ejercido su papel de partido de centro y ha sido capaz de acordar el gobierno con Cs y la investidura con Vox. Pero es que esto no es solo un nuevo gobierno, es una nueva forma de hacer política. A nosotros nos gustaría dialogar y llegar a acuerdos con todos, de hecho Juanma le tendió la mano a Susana Díaz en el debate de investidura.

Loles López, en las escaleras del salón de plenos del Parlamento andaluz. Loles López, en las escaleras del salón de plenos del Parlamento andaluz.

Loles López, en las escaleras del salón de plenos del Parlamento andaluz. / Juan Carlos Vázquez (Sevilla)

–¿Y no teme que se queden ustedes como la parte del medio del sandwich con cada uno de sus socios tirando para su lado?

–Pienso, otra cosa serán los resultados que se den a posteriori, que el PP es un partido de centro y si hay un momento en el que se ha visto eso ha sido ahora. La mayoría de la gente en Andalucía se sitúa en el centro según las encuestas y creo que la gente valora que seamos capaces de alcanzar acuerdos y seamos dialogantes.

–¿Sabe que muchas voces señalan a que el pacto andaluz es un banco de pruebas de lo que pueda ocurrir después en España?

–Es cierto, porque negarlo sería inútil, que los ojos de todos están puestos ahora mismo en Andalucía. Y no sólo los de toda España. Pero a mi me tranquiliza que lo que hemos firmado tanto con unos como con otros supone un cambio a mejor en la vida de los andaluces. Si sabemos hacerlo bien y ponemos los intereses de los andaluces por encima de la ideología podemos hacerlo bien. Eso sí, con la mano tendida a todos los andaluces; a los que nos han votado y a los que no.

–El Gobierno nace con la ilusión del cambio pero con la realidad de una situación de debilidad por la falta de una mayoría absoluta que además va a pasar por las urnas de las municipales en cinco meses. ¿Condicionará lo que pase entonces el devenir del acuerdo?

–No. Aquí sobre todo nos unimos gente con altura de miras y sentido de la responsabilidad. Vamos a formar un gobierno para estar cuatro años al servicio de los andaluces. En eso no debe influir ni los resultados de las municipales y ni luego el de las generales. Esto es Andalucía y nosotros estamos aquí para gobernarla. Susana Díaz se ha tirado 4 años queriendo quitarle el sillón a Pedro Sánchez. La diferencia es abismal.

–Pero hay quien dice que Albert Rivera va a utilizar Andalucia como base de su estrategia para crecer en España y que no tendría problemas en romper el Gobierno en función de sus intereses en Madrid.

–Conozco a Juan Marín y confío en su seriedad y su sentido de la responsabilidad. Eso no ocurrirá.

–¿Y qué tiene que decir de los que afirman que en este acuerdo Andalucía ha sido una sucursal de Madrid?

–Quien ha estado al frente desde el primer día ha sido Juanma Moreno. No me lo ha contado nadie porque yo estaba allí. Lo que pasa es que nosotros tenemos la suerte de tener una magnífica relación con la dirección nacional.

–¿Eso es una aclaración ante los que dudan?

–Es que es lo que se ha visto. Han venido Teo y Maroto y nosotros encantados. Cs también ha decidido aquí. Ahora, sí es cierto que hay una parte que se ha tratado en Madrid y que es el acuerdo con Vox. Pero porque ellos lo deciden así. Se habló en Madrid pero se cerró y se punteó aquí.

–Entonces, ¿qué independencia tiene el grupo parlamentario de Vox en Andalucía para apoyar por ejemplo para los presupuestos?

–Yo ahí no entro porque es una cosa interna de un partido. Personalmente creo que es un partido nuevo y tiene que echar a caminar. Y ahí la experiencia es un grado y cuando eche a caminar creo que se decidirá aqúi.

–El presidente ha dicho que su primera medida será una auditoría de la Junta para ver cómo está y después reorganizarla. ¿Qué temen encontrarse?

–Creo que no vamos a encontrar nada bueno. Quiero decir, que vamos a encontrar cosas feas de la gestión política. Y digo esto porque estando en la oposición y sin recibir ninguna información el PP fue el partido que destapó los ERE y el único que se ha personado en la causa para recuperar el dinero de los parados. Y cuando escuchamos lo de la Faffe y sus tarjetas en los prostíbulos lo supimos porque éramos los únicos personados en la causa. Susana Díaz dice que no vamos a encontrar nada y yo digo que también dijo que no había tarjetas y no había una, había unas cuantas y acabaron en puticlubes.

–¿Y hasta dónde están dispuestos a llegar tras la auditoría?

–Eso lo marcará la propia auditoría. Yo la viví en Valverde. Una parte te da la radiografía de la realidad y otra parte te dice si se han cometido o no delitos. Si señala que hay presuntos delitos la cuestión no es dónde queramos llegar es que es responsabilidad política ponerlo en conocimiento de la Justicia.

Loles López. Loles López.

Loles López. / Juan Carlos Vázquez (Sevilla)

–En esa reorganización administrativa de personal que han anunciado cunde cierto resquemor entre los trabajadores de la Junta sobre futuro. Como si alguien hubiera gritado “que viene el lobo”.

–Sí, eso es el que transmite Susana Díaz. Pero hay que dejar dos cuestiones claras. Primero, en la Junta hay magníficos profesionales que realizan una gran labor con los que vamos a estar. Ahora, lo que todos sabemos es que hay una red clientelar. Habrá que ver la auditoría y ver qué hay que hacer para quitar esos cargos políticos que han entrado porque forman parte de la red clientelar de amigos, sobrinos o primos y han dejado sin sus puestos a personas que han aprobado sus oposiciones.

–¿Ytienen alguna estimación de cuántos pueden ser los integrantes de es red?

–No porque quien tiene era dato es el Gobierno socialista y se ha negado a dárnoslo. Respecto a la cifra la única persona que lo sabe es la expresidenta del Gobierno andaluz y no quiso darla en la tribuna el jueves.

–Esas medidas drásticas que ustedes anuncian podrían pasarles factura en las municipales del 26 de mayo. Algo así como lo que le pasó a Arenas en 2012 con las reformas de Rajoy antes de las autonómicas.

–Esto es distinto. Rajoy toma unas medidas duras porque recibe un país arruinado. Aquí lo que dice el PSOEes que viene el lobo con los empleados de la Junta y la mayoría son magníficos trabajadores. ¿Quién debe tener miedo con ese cuento? El que está ocupando un sitio por ser amigo de, sobrino de o primo de. Yo no sé si eso puede influir en las municipales, pero sí tengo claro que por encima de las cuestiones estadísticas y previsiones electorales está que el dinero de los andaluces vaya a los andaluces. Es más, creo que eso lo van a agradecer mucho. Que se acabe con esa red clientelar de cargos políticos colocados lo están pidiendo los andaluces. A mi me llaman y me piden que primero hagamos las cosas bien y después de eso me reclaman que abramos puertas, cajones y ventanas. Porque eso es lo que te explica después por qué el resto no ha ido bien, no se ha invertido, no se han ejecutado los presupuestos....

–Una de las grandes apuestas del Gobierno es la mejora de la Sanidad. ¿Habrá privatizaciones?

–Eso dice el PSOE porque no tiene otra cosa. El PSOE tenía dos opciones: perder y hacerlo elegantemente o sacar el fantasma del miedo. Y es que los socialistas entieden que solo con ellos en el gobierno las cosas van bien y todo lo que no sea así no vale. Es que aquí el sentido que han demostrado de la democracia... .

–¿Están quedando en evidencia?

–Es que ellos han entendido que el sentido de la democracia es que vale conmigo en el Gobieno pero con cualquier otro no. Eso es lo que han demostrado esta semana. Por cierto, qué pena sacar el miedo y el franquismo. Ésa es la mejor prueba de que sólo tienen fachada y no tienen argumento alguno.

–¿Va a llegar Susana Díaz a las municipales?

–Pufff. Tengo que decir que ahí respeto lo que haga cada partido. Pero, es cierto que Pedro Sánchez le tiene preparada la corona, se la tiene encargada y la ha sacado ya de la floristería. Ahora si se la va a colocar o no....

–¿La oposición que va a sufrir el Gobierno se mantendrá en la senda virulenta de esta semana?

–Creo que el PSOE y Podemos van a competir entre ellos por ver quien es el más duro. Pero el PSOE tiene que decidir entre si entra en el diálogo que se le ha ofrecido o coge la vía del escrache. Ellos tienen que optar.

–¿Como mujer, cree que Vox es un partido misógino?

–Como mujer creo muchas cosas. Primero, que estoy rotundamente en contra de derogar la Ley contra la Violencia de Género. Tanto es así que el acuerdo firmado no tiene nada que ver con lo que dijo Vox. Segunda cuestión, como mujer he tenido sentimientos encontrados. Con vox he dejado claro que no comparto, pero cuando vi a cargos del PSOE mintiendo sin escrúpulos en un tema tan sensible para la mujer me sentí indignada, porque no todo vale. El martes no sentí indignación, sentí pena. Me dio pena de ver cómo después de 40 años en el poder tanto sillón ha acabado degenerándolos políticamente y haciéndoles perder los principios básicos que debe tener alguien que cree ser servidor público. A los que estaban manifestandose en la puerta, mi máximo respeto.

–¿Me va a decir algo del nuevo Gobierno?

–No lo sé, te lo juro por mi padre.

–¿Pero Loles López se ve en él?

–Yo me veo donde me pongan.

–Esa es una respuesta muy correcta. Se la haré de otra manera, ¿se ve más en el Gobierno o como secretaria general?

–Yo me veo donde decida Juanma porque mi vinculación con él es distinta. He vivido en estos casi cinco años momentos muy buenos y otros muy duros y eso nos ha permitido conocer la parte humana. Así que con estar a su lado donde necesite me vale. Tan importante es el Gobierno como el partido.

–El partido gobierna pero tras un mal resultado y ahora tocan las municipal, ¿han hecho ya autocrítica?

–El resultado no es el de hace años, pero para nadie porque la política ha cambiado. Han entrado nuevos grupos políticos. Autocrítica siempre se tiene que hacer para aprender dónde se tiene que mejorar. Pero es que creo que no se va a volver al panorama anterior, sino que el que hay ahora ha llegado para quedarse. Las mayorías absolutas van a ser cada vez menos. A nosotros nos ha cogido esa transición de modelo político. Pero aparte de eso, estoy contenta porque vamos a gobernar la Junta. Ahora, es cierto que todos queremos sacar mejor resultados y hay que hacer análisis.

–Habla de duras y maduras, ¿la Presidencia de la Junta es el mejor cicatrizante para eso?

–Sin Presidencia hemos salvado muchas discrepancias, hemos aplicado el diálogo y el consenso. La Junta ayuda no por ella en sí misma sino porque es una alegría para todos los que somos del PP.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios