Andalucía

La concertada aparca las protestas ante un posible acuerdo con la Junta

  • La junta directiva de Escuelas Católicas se reúne la próxima semana para valorar los avances

Un encuentro que está dando sus frutos. La reunión mantenida el pasado miércoles entre la consejera de Educación, Adelaida de la Calle, el grupo parlamentario de Ciudadanos y Escuelas Católicas (ECA) ha logrado que se suavice el tono de la patronal -que aglutina a la mayoría de los colegios concertados de Andalucía- ante la advertencia de la Junta de reducir el número de unidades con las que existen convenios por la bajada de la demanda.

Después de aquella cita, De la Calle garantizó que los cambios serían "mínimos" y que éstos sólo afectarían a los niveles de acceso, es decir, a los del primer curso del segundo ciclo de Infantil (tres años). Pese a que el secretario general de la ECA en Andalucía, Carlos Ruiz, agradeció que se recuperase "el diálogo", incidió en que dicha "declaración de intenciones" debía concretarse en "hechos concretos", esto es, en las resoluciones que tomen estos días las comisiones provinciales de escolarización.

En este punto, cabe destacar que la patronal ECA (que representa al 70% de los centros concertados de Andalucía) exigió que la escolarización comenzara el día 1 en todos los centros con la misma oferta que el año pasado, de manera que si hubiera que reducir alguna línea se haga una vez que se obtengan los resultados de dicho proceso. Además, solicitan que cualquiera de las unidades que se supriman puedan recuperarse cuando la demanda vuelva a incrementarse.

Según Carlos Ruiz, en las últimas horas se ha producido un "acercamiento" y se percibe una "sensibilidad" por parte de la Administración regional hacia los requerimientos de la concertada. "Están dando pasos muy significativos para nosotros", expresó el secretario general de ECA. Según ha sabido este periódico, para lograr el consenso han intermediado altos cargos de la Junta y la jerarquía eclesiástica andaluza.

Ante esta situación, la junta directiva de dicha patronal se reunirá a principios de la próxima semana para valorar si mantienen el calendario de protestas convocadas las próximas semanas para exigir que se mantenga el actual número de unidades concertadas. "Por ahora, y a la espera de que lo que se decida en la junta directiva, vamos a dejar aparcadas las movilizaciones", apuntó Ruiz en referencia de las protestas del próximo sábado 18 de febrero, que estaban convocadas, en principio en cada capital de provincia. Lo que sí entregarán el próximo martes en el Palacio de San Telmo serán las más de 100.000 firmas recogidas en apoyo de la enseñanza concertada.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios