Champions League

Alto voltaje en el Wanda

  • El Atlético de Madrid estrena su nuevo estadio en un partido europeo ante el potente Chelsea

  • Con la Roma al acecho, el choque es decisivo

Los futbolistas del Atlético se ejercitan ayer en las instalaciones deportivas de Majadahonda. Los futbolistas del Atlético se ejercitan ayer en las instalaciones deportivas de Majadahonda.

Los futbolistas del Atlético se ejercitan ayer en las instalaciones deportivas de Majadahonda. / j. P. gandul / efe

Atlético de Madrid y Chelsea jugarán hoy un partido trascendente y de alto voltaje en el Wanda Metropolitano en el que será el estreno del nuevo campo rojiblanco en la Liga de Campeones. El encuentro reúne todos los alicientes posibles. Importan los puntos, mide a dos aspirantes al título continental, habrá un ambiente sensacional y jugarán en el estadio que albergará la final de la Champions 2019.

El Chelsea abrió su participación en el Grupo C con una sencilla goleada por 6-0 ante el Qarabag de Azerbaiyán, debutante en el torneo, mientras el Atlético se llevó un decepcionante empate sin goles en su visita a la Roma. Jugó muy bien, creó innumerables ocasiones y se marchó triste con el punto.

Ese resultado puede complicarle las cosas y casi le obliga a ganar al Chelsea porque de otra manera ya tendría que ir a remolque en las cuatro jornadas que quedarían para resolver el grupo. Por su parte, el conjunto inglés asestaría un golpe importante si consigue los tres puntos. Pero el Atlético afronta la cita en un buen momento. Es segundo en la Liga y fue recuperando a sus lesionados. Sólo le queda Augusto Fernández en la enfermería. Diego Simeone tendrá mucho para elegir.

Lo más probable es que alinee a Thomas en el centro del campo junto a Koke y Saúl, y la duda es ver quién acompaña a Griezmann en la punta. Las mayores opciones son para Carrasco y Correa. De todas formas, Simeone es un entrenador atento a los aspectos emocionales y no se descarta que ponga a Fernando Torres para jugar ante un equipo con el que ganó la Liga de Campeones en 2012.

Tras un inicio dubitativo, el Chelsea se va pareciendo más a lo que lo llevó la pasada temporada a conquistar el título de la Premier League. Su último triunfo 0-4 en campo del Stoke City supone todo un aviso para el Atlético. El último encuentro de la Premier inglesa supuso toda una reivindicación para Morata, quien esta temporada cambió al Real Madrid por el Chelsea en busca de mayor protagonismo. Lo está consiguiendo y ante el Stoke City logró su primer hat-trick en la Premier League, donde ya contabiliza seis dianas.

Se habla del conjunto de Conte como el Spanish-Chelsea por la presencia de jugadores como Azpilicueta, Marcos Alonso, Pedro, Cesc o el propio Morata. Son futbolistas que conocen sobradamente qué equipo es el Atlético, un conjunto férreo como pocos y muy dañino en las transiciones rápidas.

También será un encuentro especial para el guardameta belga Courtois, quien brilló en el Atlético antes de fichar por el Chelsea.

Además, en el palco estará el delantero Diego Costa, recién fichado por el Atlético de Madrid, aunque sin poder jugar hasta enero, una vez que acabe la sanción de FIFA. Fue jugador del Chelsea hasta hace una semana y se marchó de Inglaterra sin demasiado aprecio.

El Wanda Metropolitano presentará un ambiente espectacular entre dos claros aspirantes al título de la Liga de Campeones. El encuentro sugerirá hasta dónde son capaces de llegar.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios