Jerez

La joven jerezana ilocalizada tras el seísmo aparece en Santiago de Chile

  • Contacta con su familia a través de la web de Diario de Jerez: "El lugar donde estaba fue mucho más seguro que cualquier ciudad" · Espera volver cuanto antes

Las nuevas tecnologías, entre ellas la web de este medio de comunicación (www.diariodejerez.es) permitieron a la familia Vela Campoy contactar con María, la joven estudiante jerezana de 26 años de la que no se tenían noticias desde el pasado sábado. Fue su hermano Óscar quien ayer mismo certificaba en la web de Diario de Jerez que la joven que se identificaba como María y dejaba un comentario a la información publicada por este periódico era efectivamente su hermana.

La joven y tres amigos más se armaron de valor y pusieron rumbo desde la región del Bío-Bío hacia Santiago de Chile. El medio de transporte elegido fue el coche. Finalmente, sobre las dos de la tarde de ayer llegaron a Santiago de Chile donde quedó instalada en casa de unos amigos. De forma prácticamente inmediata realizó gestiones en la Embajada de España para volver cuanto antes. Allí le informaron que España no va a fletar avión alguno para repatriar a sus ciudadanos. "La única ayuda que se le ha dispensado ha sido darle el número de teléfono de Iberia", reconocía ayer su hermano con evidente indignación, añadiendo que "lo que han venido a decirle es que se vaya buscando la vida por su cuenta".

Los planes de la joven jerezana -que realizaba las prácticas de un máster en una granja ecológica tras licenciarse en Ciencias del Medio Ambiente- pasaban por permanecer en Chile hasta fin de mes para conocer a fondo el país andino. "Su principal deseo ahora mismo es retornar cuanto antes. Lo primero será que vuelvan a abrir el aeropuerto de Santiago de Chile, que ya lleva tres días clausurado".

La familia mantuvo durante buena parte del día de ayer contactos con María a través de Facebook, correos electrónicos, Sky (sistema telefónico a través de Internet) y diversos chats.

De otro lado, cabe destacar que un grupo de jerezanos, con Jesús Rosado Benicio a la cabeza, había comenzado a organizar un grupo de ayuda para localizar a la joven. Al mismo se unieron varios jerezanos, entre ellos Pepi Peña, residente en las Islas Hawai, que también estuvieron en alerta por un posible tsunami.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios