Educación | Literatura infantil y juvenil

Desafiando al mundo adulto

Portada de Finn Herman.

Portada de Finn Herman.

Últimamente vemos publicados muchos libros infantiles que responden a una demanda creciente de los llamados libros “para”. Libros sobre emociones, sobre la llegada del hermanito, sobre la igualdad, sobre hábitos saludables y podríamos seguir. Resulta que los adultos de vez en cuando queremos instrumentalizar los cuentos y utilizarlos para nuestros fines adultos. Estamos en una posición de poder respecto al niño, desde el mismo momento en que somos los autores de los libros y ellos viven bajo nuestras reglas. Pero hoy quería llamar la atención sobre algunos libros que cuestionan esa autoridad y triunfan sobre ella, e incluso la ponen en ridículo. Todos recordamos a Pippi Calzaslargas, un brillante icono de la libertad frente a las normas de los adultos. A Pippi se le queda pequeño el papel donde pintar un caballo porque quiere hacerlo a tamaño natural. Porque las normas de los adultos son muy estrechas para la imaginación de un niño, de una niña.

Kókinos está publicando la colección de Pippi magníficamente traducida, y la versión en cómic con los dibujos de la ilustradora Ingrid Vang Nyman que trabajó con Astrid Lindgren. Otro libro que cuestiona la autoridad de los adultos es El gran Libro verde, de Robert Graves y Maurice Sendak, publicado originalmente en 1962 y reeditado por Corimbo en 2020. Jack, un huérfano aburrido de dar tantos paseos saludables por el campo con sus tíos bajo cuya custodia vive, encuentra un libro verde que le permite hacer cualquier tipo de magia. Y Jack lo utilizará para ridiculizar a sus tíos, sacando a la luz sus debilidades y miserias. El poder del Libro Verde no llegará nunca a manos de los adultos. Solo Jack ha sabido hacer buen uso de él. A saber lo que harían sus tíos con un libro como ese en sus manos. Y es que utilizar un libro para dar lecciones se puede convertir en algo demasiado manipulador y cuestionable.

La literatura infantil, no sé si por arrastrar el sambenito de hermana menor de la Literatura con mayúsculas, se ha querido usar como forma de transmitir unos determinados valores, y de proteger a nuestros pequeños. De ahí que nos dé miedo a veces pasarnos de la raya como adultos y hasta los mismos autores se ven cohibidos en su libertad de expresión, por miedo a ser tachados de políticamente incorrectos. Así, por ejemplo, algunos encontrarán chocante el drástico final de ‘Lola se embala’ de Wilfried von Bredow. Lola tiene una bici y coge tal velocidad que va atropellando a su paso todo lo que se encuentra. No hay paños calientes en este libro, así que no nos extrañemos si presenta la cruda consecuencia que puede tener hacer el loco con la bicicleta. Escrito en verso y publicado por Takatuka, nos presenta más historias como la de Lola, donde escenas cotidianas de niños y niñas valientes son llevadas al extremo sin dulcificar el resultado. Otra manera de reírse de lo que podría en el mundo adulto ser una tragedia encontramos en el libro de Pepe Maestro ‘Cómo cocinar un niño’. Aquí descubriremos cómo hacen los dragones para capturar y cocinar a los niños de la manera más sabrosa posible, a la manera de antaño.

Con numerosas píldoras de ironía e imaginación, la historia hace reír a niños y a adultos que sepan ver más allá de la literalidad del hecho de que se hable de niños tiernos cocinados y servidos en bandeja. La editorial Torre de Lis no ha tenido reparos en publicar un libro que habla de algo tan incorrecto como cocinar un niño. ¿Por qué hay tanto miedo a la incorrección? La literatura está en una dimensión diferente al mundo real. Desde el momento en que nos situamos en el plano de “Había una vez…” todo es posible. Y los niños eso lo saben. Nosotros lo sabemos. Nuestros hijos e hijas no son tontos, saben diferenciar un libro de la vida real. Así que no tengamos miedo a leer todo tipo de historias, siempre que sean buenas historias. No busquemos tanto el qué cuenta como el cómo lo cuenta. En eso consiste la magia de la narrativa.

Portada de Pipi Calzaslargas. Portada de Pipi Calzaslargas.

Portada de Pipi Calzaslargas.

PIPPI CALZASLARGAS

AUTOR ASTRID LINDGREN ILUSTRADOR INGRID VANG NYMANISBN 978-84-17742-09-6EDITORIAL KÓKINOS

Pippi Calzaslargas armó una revolución en el cuarto de los niños cuando se editó por primera vez en 1945. Desde entonces, en todo el mundo han llegado a conocerla y quererla. Su autora tuvo la valentía de hacer posible en sus libros todos las fantasías más disparatadas.

Portada de 'Lola se embala'. Portada de 'Lola se embala'.

Portada de 'Lola se embala'.

LOLA SE EMBALA AUTOR Wilfried von Bredow ILUSTRADOR Anke KuhISBN 978-84-17383-39-8EDITORIAL TAKATUKA

En Lola se embala niños y niñas se divertirán con siete situaciones cotidianas, llevadas en sus consecuencias más extremas y explicadas con versos ágiles y graciosas ilustraciones. En la tradición del Struwwelpeter alemán (traducido al castellano como Pedro el Desgreñado), una serie de divertidas historias -aleccionadoras-, reales como la vida misma, pero de resultado inesperado.

FINN HERMANAUTOR Mats LeténIlusILUSTRADOR Hanne BartholinISBN 978-84-948848-4-9EDITORIAL ZORRO ROJO

Mats Letén nos relata la hilarante historia de Finn Herman, un cocodrilo muy hambriento que, durante un breve paseo urbano, engulle todo lo que se cruza en su camino: un pato, un gato, un niño, un elefante y un hombre con un sombrero amarillo. Su dueña, preocupada por los peligros que supone la ciudad para su pequeña mascota, no se da cuenta de nada.

Portada de 'El Gran Libro Verde'. Portada de 'El Gran Libro Verde'.

Portada de 'El Gran Libro Verde'.

GRAN LIBRO VERDEAUTOR Graves RobertLUSTRADOR Sendak, MauriceISBN 978-84-8470-619-9EDITORIAL CORIMBO

Una fábula de Robert Graves, en que las reglas de Jack triunfan sobre las regulaciones de los adultos. El portentoso lápiz del maestro Maurice Sendak, visten una historia destinada a convertirse en clásica.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios