Jerez

Los sindicatos irrumpen en vendimia con movilizaciones en bodegas y viñas

  • CCOO y UGT aprueban la convocatoria de acciones de protesta por el incumplimiento del convenio de la Vid y la falta de avances en el de Viticultura · El calendario se dará a conocer sobre la marcha

La crisis del Marco de Jerez no da tregua. La situación dramática que atraviesa el sector por la prolongada caída de ventas y la acumulación de excedentes hace estragos en el empleo y las condiciones laborales de los trabajadores de las bodegas y las viñas, que saldrán a la calle ante la falta de soluciones y de reacción por parte de la patronal .

Los sindicatos agroalimentarios de CCOO y UGT cumplieron finalmente su amenaza de principios de verano con la aprobación ayer en asamblea, y por unanimidad de los delegados y representantes de los comités de empresa asistentes, de la convocatoria de movilizaciones conjuntas para los trabajadores de los sectores de bodegas y viticultura, cuyo calendario se dará a conocer sobre la marcha.

Al término de la reunión, CCOO y UGT emitieron un duro comunicado -del que entregaron copia en el Consejo Regulador e intentaron sin éxito hacer lo mismo en Fedejerez- en el que manifiestan su preocupación por el retraso que acumula la negociación del convenio de Viticultura (viña) y el incumplimiento de lo pactado en el texto colectivo de la Vid.

En este sentido, ambos sindicatos expresan en la resolución acordada por la asamblea su más enérgica protesta contra la actitud de la patronal bodeguera Fedejerez, a la que acusan de no respetar la subida salarial pactada en el convenio de la Vid, incumplimiento contra el que lucharán "con todos los medios a nuestro alcance", entre los que enumeran las acciones judiciales puestas en marcha y las acciones reivindicativas y de protesta que se desarrollarán dentro del calendario acordado.

Las movilizaciones servirán igualmente para reivindicar un convenio de Viticultura "justo" frente a la situación de precariedad y discriminación salarial que sufren los temporeros de las viñas por el "inmovilismo" de la patronal.

Los sindicatos reclaman un "cambio radical" a las bodegas, a las que exige el abandono de "la actual política cainita o canibalismo empresarial", por el que según denuncian, unas empresas se 'comen' a otras para quitarse los clientes abaratando el precio final del vino de Jerez, con lo que sólo logran el "desprestigio de nuestros productos y del sector".

No en vano, CCOO y UGT consideran que la situación actual del sector es consecuencia directa de la "incapacidad" de las empresas del sector de "poner en marcha inversiones e iniciativas para adaptarse al mercado globalizado y hacer competitivos nuestros productos"

"Los trabajadores del sector somos los primeros en defender un cambio estratégico para salir de esta situación, ya que en las últimas décadas se han destruido más de cinco mil puestos de trabajo directos en bodegas (...), con una reducción mucho más drástica en el empleo agrario", señala el comunicado, en el que los sindicatos agroalimentarios insisten en su llamamiento a la patronal bodeguera para que "abandone de forma definitiva la actual política de autodestrucción".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios