Xerez CD

Hoy puede ser un gran día para todos

  • Los azulinos serán de Primera División esta misma tarde si el Hércules no es capaz de derrotar al Alicante en el derbi

El Xerez tiene las horas contadas en Segunda División. Es más, los azulinos pueden ser de Primera esta misma tarde cuando finalice el derbi que van a disputar en el Rico Pérez Alicante y Hércules. Si los pupilos de Juan Carlos Mandiá no son capaces de ganar a los de Granero, los de Vigo estarán en la Liga BBVA sin jugar.

Los azulinos llegarán a Tenerife una vez comenzado el derbi y, al igual que la pasada semana, seguirán el partido por televisión, esta vez con más emoción si cabe, ya que ahora sí que les sobra con un nuevo tropiezo de los blanquiazules para cantar victoria.

Además, un posible tropiezo del Hércules, también permitiría que el Tenerife, rival de los azulinos, se quedase a las puertas de la máxima categoría, lo mismo que el Zaragoza.

Mientras, Alicante y Hércules se volverán a ver las caras en un enfrentamiento al que el cuadro alicantinista llega descendido a Segunda División B y en el que el equipo dirigido por Juan Carlos Mandiá apurará sus más que escasas opciones de ascenso a Primera División.

Tras la última jornada, el Alicante se despidió de Segunda y el Hércules vio como se complicaban sus opciones de subir tras su empate contra el Celta (2-2) en su propia casa, pero como se han encargado de recordar desde ambas entidades, “un derbi siempre es diferente” y es importante para las dos aficiones.

Una de esas diferencias que marcará el derbi es que será la primera vez que el Hércules actúe como visitante en el Rico Pérez desde que éste dejara de ser municipal y pasara a manos de la sociedad Aligestión, máxima accionista de la entidad herculana.

El Hércules afronta el encuentro con la necesidad de lograr un triunfo para mantener vivas, al menos una jornada más, sus opciones matemáticas de ascenso.

Para este encuentro, el Hércules no puede contar con el defensa Manuel Ruz, quien ya se ha perdido los últimos partidos y no volverá a jugar esta temporada por lesión; ni con el delantero Tote, sancionado por acumulación de cinco tarjetas amarillas.

El resto de la plantilla está a disposición del técnico gallego, incluidos el centrocampista Fernando Morán y el delantero Rubén Navarro, que han arrastrado algunos problemas musculares durante la semana; y el también mediocentro Abel Aguilar, quien se ha recuperado de la contusión que sufrió en el hombro en el choque de la pasada semana frente al Celta.

Si el Hércules aún mantiene una mínima ilusión por alcanzar un objetivo esta temporada, el Alicante ya lo tiene todo hecho y empieza a pensar ya en la próxima campaña.

El equipo alicantinista desea regalar a su afición una nueva victoria ante el rival ciudadano, como la que consiguieran en la primera vuelta, pero para ello va a tener que sobreponerse a las muchas ausencias que arrastra.

El técnico José Carlos Granero no puede contar hasta con nueve futbolistas de la primera plantilla. Urbano Santos y Francisco Javier Rodríguez están sancionados tras su expulsión frente al Murcia de la pasada jornada; mientras que Luis Miguel Rubiales, Catalá, Jorge Azkoitia, Rubén Torrecilla, Ismael López, Alan Baro y Rafa Jordá están lesionados.

Las numerosísimas bajas y la intención del club de probar a jugadores del filial pensando en el futuro darán a la alineación del Alicante una imagen inhabitual. No en vano, del Alicante B han entrado en la convocatoria cuatro futbolistas, Iván Forte, Javi Salero, José Luis Miñano y Cristian López, y todos tienen muchas opciones de ser titulares en un partido que se intuye tenso y complicado.

Alineaciones probables

Alicante: Queco Piña, David Malo, Germán, Castells, Blanco, Miñano, Javi Salero, Abel Buades, Forte, Fernando Béjar y Peragón.

Hércules: Calatayud, Expósito, Rodri, Sergio Fernández, Bautista, Fernando Sales, Abel Aguilar, Farinós, Tuni, Rubén Navarro y Delibasic.

Árbitro: Del Cerro Grande (C. Madrileño).

Estadio y hora: Rico Pérez (18:30).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios