Fútbol l Tercera División

Cambios a la vista para variar el rumbo

  • Además de las bajas obligadas, Nicolás Sosa introducirá más novedades para el choque del Arcos ante el Sevilla C

A falta de seis jornadas para concluir el campeonato liguero la situación deportiva del Arcos es muy delicada, a ratos, angustiosa y, a pesar de los innumerables intentos por parte de los distintos estamentos del club por cambiar el curso de los acontecimientos no se consigue cambiar a positivo la terrible racha de resultados adversos. En este sentido, el miércoles se reunieron con los jugadores en las dependencias del estadio los máximos responsables de la directiva, encabezados por el presidente, Francisco Gago y su adjunto, Antonio Gallardo, y Carlos Téllez, para darles el enésimo toque de atención y concienciarles de la grave situación que ocupa el equipo en la tabla y de la trascendental recta final del campeonato que le espera al Arcos, además del 'goal-average' en desventaja respecto a rivales directos como Dos Hermanas, Jerez Industrial o Cartaya, entre otros. Asimismo se les hizo ver que la situación económica del club no era las más boyante y que los emolumentos a los componentes de la plantilla se verían dificultados si no se conseguía la permanencia, circunstancia que no se les escapa a los jugadores como es de suponer.

En lo estrictamente deportivo, los cambios en el 'once' inicial serán numerosos, ya que dos de los que intervinieron en Lepe, José Manuel y Nico, están castigados con un encuentro por acumulación de amonestaciones, lo que posibilitará la vuelta al eje de la defensa del central portuense Mere, que se tuvo que retirar lesionado contra el San Fernando hace dos jornadas y tras la disputa del partidillo del jueves se presumen cambios a discreción. A saber, Edu Villegas podría ceder su puesto a Melli en la portería, Juanjo podría dejar su puesto de lateral derecho en favor del canterano Vito, y Dani Venegas, que aún no está repuesto al cien por cien del tobillo derecho, dejaría su lugar en la media punta a David Ávila. A todo esto hay que sumar el regreso de Víctor Vía al doble pivote tras cumplir el encuentro de sanción pertinente, con lo que se presenta un panorama casi revolucionario. Nico Sosa ha tomado nota de lo de Lepe frente al San Roque y se lo va a jugar todo a una carta, la de la obligada victoria frente a los sevillistas, porque otro resultado a esta alturas de la competición y con lo que está cayendo en Arcos esta temporada se nos antoja totalmente insuficiente.

El ambiente está calentado por la trascendencia de los puntos en juego y no queda otra opción que ganar sí o sí el domingo para que la situación no sea dramática.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios