Provincia de Cádiz

Continúan los incidentes entre la Policía del Peñón y los pescadores españoles

  • El tiempo y la necesidad de faenar aumenta a 5 el número de arrastreros que trabajan en Puerto Chico, no sin molestias · Los marineros de Algeciras aseguran que ahora les graban y toman fotos desde las patrulleras

Vuelve la tensión a la bahía. Los pescadores de Algeciras y de La Línea continúan sufriendo la presión de las autoridades gibraltareñas para alejarse de las aguas que rodean el Peñón cuando se acercan para faenar. Anoche, dos traíñas volvieron a la zona escoltadas por la Guardia Civil. "Han venido [por la Policía de Gibraltar], nos han grabado y se han marchado", explicó el segundo patrón de La Joaquina, Gabriel Jarauta. El Chanito Segundo también trabajó junto al muelle norte, al cierre de esta edición, sin mayores problemas.

"Ayer hubo lío, antes de ayer hubo lío y el otro también. Ha habido tensión todos estos días pero hemos permanecido callados a ver si se arreglaba. Pero no puede ser, alguien tiene que arreglar esto. Todo tiene un límite", declaró el patrón mayor de la Cofradía de Pescadores de La Línea, Leoncio Fernández. El conflicto pesquero se alarga desde hace seis meses.

Durante los últimos días son más los patrones que osan echar sus artes en las aguas en conflicto, sobre todo debido a los vientos y mareas actuales, que hacen propicia la faena en las aguas interiores de la bahía. Continúan acercándose tanto los pescadores con base en el puerto de La Atunara por la mañana, como los de Algeciras al caer la tarde. Desde La Línea, ayer fueron cinco los arrastreros que faenaron allí.

"No están siendo tan agresivos como al principio. Sí amenazan con echarnos, pero ya no les hacemos caso. Hay que trabajar. Además, les grababan y hacían fotos, no sé para qué", contó el patrón de La Joaquina, Andrés Jarauta, sobre la noche del martes, aunque, como anoche, también fue su hermano Gabriel el que se embarcó. Anoche repitieron zona "porque con el levantito es allí donde se está bien", contó el pescador.

La noche del martes, su embarcación, el Unión Vázquez Blanco y el Chanito Segundo fueron presionados por patrulleras de la policía de Gibraltar cuando se encontraban faenando en aguas de la Bahía de Algeciras próximas a la cara este del Peñón.

Según explicaron a Efe fuentes del sector, dos patrulleras de la Policía de Gibraltar se aproximaron hasta donde se encontraban los pesqueros, con las redes ya echadas, y comenzaron a hostigarles encendiendo las luces y realizando maniobras "peligrosas" junto a las embarcaciones.

Minutos después, una patrullera de la Guardia Civil, alertada de los hechos, acudió para proteger a los pesqueros que optaron por abandonar la zona, ya que las maniobras realizadas por las patrulleras gibraltareñas habían ahuyentado la pesca.

El de la noche del martes fue el primer incidente de consideración que se produce con los pescadores de Algeciras en las últimas semanas, después de que la tensión entre pescadores españoles y Gibraltar se hubiera centrado últimamente en la actividad de pesqueros de La Línea de la Concepción, especialmente del marisquero Divina Providencia.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios