Natación Manolo Mestre cumple hoy 50 años en Jerez

  • El pionero e impulsor de la natación y el waterpolo en la provincia arribó hace medio siglo a nuestra ciudad: "Soy un jerezano más"

Manolo Mestre, en la inauguración de la piscina que lleva su nombre en Jerez junto a su esposa, Loli López, y Pepe Barroso, entonces vicepresidente del CN Jerez.

Manolo Mestre, en la inauguración de la piscina que lleva su nombre en Jerez junto a su esposa, Loli López, y Pepe Barroso, entonces vicepresidente del CN Jerez.

¿Quién no ha aprendido a nadar en Jerez con Manolo Mestre? Solo los muy jóvenes, que recogen lo que este pionero comenzó a sembrar en nuestra ciudad hace 50 años. ¡Cómo pasa el tiempo! Porque parece que fue ayer no, anteayer, cuando Manuel Mestre Morales cruzaba el Estrecho y se afincaba en Jerez. Desde entonces, la natación y el waterpolo dejaron de ser unos desconocidos en la ciudad -y la provincia- y su energía revitalizó e impulsó otras disciplinas tanto en su etapa en el Club Nazaret como luego en el Ayuntamiento.

Tanto entonces como ahora, Manolo Mestre se ha caracterizado por ser inasequible al desaliento, y eso que la vida le ha ido poniendo a prueba constantemente. Pero los que lo conocen podrán atestiguar que, con una sonrisa perenne, nunca dice no y siempre está dispuesto a echar una mano.

Hijo de militar, Manolo Mestre nació en Cádiz pero pronto la familia se trasladó a Alhucemas, destino en Marruecos del padre, y de allí a Xauen, donde aprendió a nadar en la piscina del Regimiento de Infantería. La familia se traslada luego a Arcila, en la costa Atlántica, para recalar luego en Ceuta: "Dadas las circunstancias especiales de Ceuta, dentro del perímetro hacíamos mucho deporte y salíamos continuamente a competir a la península, a mí me llamaban la liebre porque destacaba en el cross".

Mestre, arbitrando un partido de waterpolo en el Club Nazaret. Mestre, arbitrando un partido de waterpolo en el Club Nazaret.

Mestre, arbitrando un partido de waterpolo en el Club Nazaret.

En Ceuta todos se conocen y Mestre coincide entre otros en aquella época con Pirri, "que jugaba conmigo a balonmano" y que luego fuera futbolista del Real Madrid y de la selección española; Ramoní, ex del Sevilla FC y de la selección; y Ortuño, en el Atlético Ceuta y que luego fichó por el Real Madrid y fue olímpico con España en México 68'; además de deportistas como el piragüista Díaz Flor o el waterpolista Molina: la competitividad ayuda a generar deportistas de élite.

Mestre, entre otros deportes, practica tanto natación como waterpolo y se enrola en el CN Caballa, con el que en 1968 se proclama máximo goleador del Campeonato de España de waterpolo y en mayo del 1969 "estuve en el Campeonato de España infantil y juvenil de Jerez con un equipo del Náutico de Cádiz, por el que había fichado". En Cádiz está un año organizando pruebas de verano y cursillos de natación, entre otras cosas.

Y luego, el aterrizaje en Jerez el 1 de mayo de 1970. "Me fichó el Nazaret. Ya me conocían en la provincial porque en 1968, estando yo de vacaciones, Luis Alberto Balbontín, del Diario de Cádiz -del que luego llegó a ser director- me hizo una entrevista que tituló 'Un monitor de natación en la provincia de Cádiz'. Yo estaba metiendo caña en Algeciras, en Cataluña, trabajando de buzo, y cuando vine a Cádiz en vacaciones Balpiña me hizo la entrevista porque se enteró que uno de Ceuta venía a dar clases de natación en la provincia", explica Mestre, que puntualiza que entonces "en Cádiz no existía nada de esto. Dentro del panorama deportivo nacional, los sitios donde más natación se hacía y donde más campeones salían eran Sabadell, ciudad piloto del deporte español, y Ceuta".

Mestre, a través de Antonio Reina, director de banco, ficha por el Club Nazaret, en el que estaría 14 años hasta que Pedro Pacheco lo reclutó para el Ayuntamiento como director de instalaciones tras observar su trayectoria en el club, donde Mestre -junto a Rafael Mantaras- impulsó la gimnasia de mujeres, el hockey sobre patines o el balonmano, además del Trofeo Nazaret de fútbol y sobre todo la natación, con cursos -por entonces inexistentes- para discapacitados, y formó también el que ha podido ser el primer equipo femenino de waterpolo si no de España, seguro que sí de Andalucía.

Luego, en el Ayuntamiento, Manolo Mestre tampoco para: "Lo primero que hice fue las 24 Horas de natación y también la Campaña de Natación Escolar. La piscina se inauguró el 1 de marzo del 85 y el primer curso que se hizo fue el 85-86. A partir de ahí se hicieron una serie de campañas de natación con un montón de asistencia, entonces existía la posibilidad de hacerlo mañana y tarde porque se iba por las tardes a los colegios y creo que el primer curso fueron 2.321 alumnos los que pasaron por allí. Luego ya se dividieron por edades, de 6 años para arriba, para que ya los niños fueran autosuficientes".

Después vino la fundación del Club Natación Jerez junto a Paco Román, Ventura Núñez, Jesús Rodríguez -primer presidente-, Javier Rodríguez y algunos más, y la Federación Gaditana de Natación junto a Miguel Ruiz Cifre, un teniente coronel de marina de San Fernando, y Francisco Caparrós, en su día responsable de la Delegación de Deportes y Educación Física de la provincia de Cádiz: "En Sevilla había una Confederación de Federaciones y lo convertimos en la Federación Andaluza cuando el presidente era José María O’Kean de Sevilla y ya comenzaron los Campeonatos de Andalucía tanto de natación como de waterpolo".

Miembro de la Asamblea tanto de la Federación Andaluza como de la Española, la capacidad organizativa de Manolo Mestre queda patente por la cantidad de eventos y campeonatos organizados al tiempo que llevaba adelante, además de su familia, el Club Natación Jerez primero y ahora el Jerez Natación Máster, en ambos desde la presidencia y trabajando de forma incansable para generar los recursos necesarios.Son ya 50 años en nuestra ciudad de Mestre, jerezano de adopción y por derecho propio por su trayectoria, y así se siente él mismo: "Soy un jerezano más".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios